Argentina

Coronavirus: Alemania, la primera potencia sanitaria europea, se queda sin médicos

Alemania es la primera potencia sanitaria europa. El país de Angela Merkel es el que tiene más unidades de cuidados intensivos en sus hospitales (una por cada 3.000 habitantes), hasta el punto de que en los peores momentos de esta pandemia (marzo y abril y ahora desde mediados de octubre) aceptó a pacientes de países vecinos: holandeses, belgas, franceses, húngaros o checos. Alemania nunca tuvo la insuficiencia de materiales (respiradores, barbijos) que tuvieron otros países europeos.

Su problema, que capeó en marzo y abril pero que es cada vez más acuciante, es de personal.

Alemania necesitaba antes de la pandemia añadir al menos 4.000 personas a su personal sanitario. Esas necesidades han aumentado con esta crisis. Faltan médicos y enfermeras en los hospitales alemanes cuando el país llega a su peor momento de la pandemia, con las 410 víctimas mortales que registró este martes.

v 1.5

Coronavirus en Alemania

Tocá para explorar los datos Tocá para explorar los datos

Fuente: Johns Hopkins University Infografía: Clarín

Angela Merkel reúne este miércoles a los representantes de los lander, los gobiernos regionales. A la contra de sus vecinos europeos, que empiezan a anunciar el alivio de restricciones ante las fiestas navideñas a pesar de que también están sufriendo un número de muertos por covid-19 que no veían desde la primera oleada, Alemania no tiene ninguna intención de abrir la mano. Al contrario.

Además de mantener cerrado todo lo que cerró a principios de este mes (restaurantes, bares, cines, infraestructuras deportivas o teatros), Merkel quiere reducir aún más las reuniones privadas. La norma en vigor dice que el máximo de personas en una reunión privada es de 10 que sean de un máximo de dos unidades familiares.

Los datos sanitarios no mejoran. La media diaria de nuevos contagios ronda los 20.000 en la última semana, una cifra que no baja desde hace al menos tres semanas. El lunes había 3.742 personas en cuidados intensivos en hospitales alemanes, un 10% más que el lunes anterior. Son cifras que superan a las de marzo y abril, cuando Alemania contuvo la pandemia mucho mejor que sus vecinos.

Una paciente es testeado para saber si está infectado en Berlín. Foto: Reuter

Una paciente es testeado para saber si está infectado en Berlín. Foto: Reuter

A pesar de esos números los hospitales alemanes tienen todavía mucho margen porque cuentan con 27.861 unidades de cuidados intensivos y pueden crear en una semana otras 12.043, pero los gestores sanitarios cuentan a la prensa germana que su problema no es de material sino de personal.

Sobran camas y respiradores, falta personal especializado para tratar a más enfermos si los datos siguen empeorando. La solución provisional ha sido la de trasladar médicos y enfermeras de otros servicios, volver a poner a trabajar a personas que ya se habían jubilado y a estudiantes de medicina.

Las medidas políticas para corregir ese problema se empezaron a poner en 2018, pero tardarán en dar frutos. Ese año se instauró por primera vez un nivel mínimo de personal para cada hospital. Por debajo de ese nivel los hospitales se enfrentan a sanciones.

En noviembre la falta de personal empezó a saltar a los medios de comunicación cuando la Asociación de Médicos de Cuidados Intensivos y Medicina de Urgencia denunció que muchos hospitales declaraban que tenían camas libres cuando en realidad no eran camas disponibles por falta de personal. Las camas estaban en las salas, pero no había nadie que pudiera encargarse de los eventuales pacientes que llegaran.

Alemania cree que el pico de la segunda oleada llegará a mediados de diciembre. Y si sabe que no tendrá problemas de material y unidades de cuidados intensivos, intenta mover personal de las zonas menos afectadas a las más afectadas para evitar que algún hospital desborde.

Bruselas, especial

ap

Comentar las notas de Clarín es exclusivo para suscriptores.

Football news:

Filipe Luis: Simeone is not so good at communicating with players, but sometimes goes over pride
Ronaldo: Ronaldo is not the same as in Real Madrid. Now he knows how to control himself. Staying in the shadows for the entire match, he can harm the opponent in a minute
Soslan Gatagov is among the commentators of the Liverpool - Manchester United match on Okko. Track with Stognienko-separately
Ronald Koeman: Messi will decide whether to play with Athletic or not. With Leo Barcelona stronger, we lack his creativity
Deschamps on Benzema's racism allegations: I'll never forget it. He crossed the line. Under the influence of cruelty got my family
Ibrahimovic forced the defender to take off his gloves in his debut for Milan , otherwise the opponents will not be afraid of Zlatan's methods
Olivier Giroud: Zlatan thought he could still give something to European football, and he proved it. I'm ready too