Argentina

Lisandro Martínez, de la infancia humilde en Gualeguay al lujo del Ajax goleador: "Estaría bueno que los futbolistas ayudemos más a los que lo necesitan"

Persiguiendo una pelota de fútbol, Lisandro Martínez fue creciendo en cada lugar en el que le tocó patear. "Fue muy lindo jugar al baby y haber logrado tantos títulos con los chicos en el club Urquiza y en Libertad de Gualeguay. Sigo teniendo contacto con algunos con los que ganamos el torneo entrerriano", recuerda este defensor central de 22 años, que a los 14 se alejó de su numerosa familia para probarse en Newell's, club que lo cobijó en la pensión hasta que llegó a la Primera, donde jugó apenas un partido.

"Cuando fui a Newell's, supe que iba a ser futbolista. Cuando me tocaba jugar cerca de las canchas de Primera, me repetía que algún día yo iba a estar ahí. Así fue. Estuve poco tiempo, pero gracias a Dios pude debutar", cuenta.

Las enseñanzas y la falta de oportunidades lo llevaron de Rosario a Buenos Aires para hacerse visible en el mágico Defensa y Justicia de Sebastián Beccacece, que con pocos recursos económicos y mucho juego le peleó el campeonato mano a mano a Racing hasta el final en 2019. Tras ese segundo puesto, cruzó el Atlántico.

Los ojos del Ajax se posaron sobre la técnica de este zaguero que se describe como aguerrido en la marca, pero que cambia la armadura por el frac a la hora de salir jugando y tocar.

Lisandro Martínez consuela a los rivales del Venlo tras la goleada 13-0 de Ajax en la que Licha marcó el 12° tanto. Foto: EFE

Lisandro Martínez consuela a los rivales del Venlo tras la goleada 13-0 de Ajax en la que Licha marcó el 12° tanto. Foto: EFE

Tanto es así que en el prestigioso club de Países Bajos, que hace escuela de su estilo y pagó por él unos 7 millones de euros, también se desempeña como volante central cuando el técnico lo requiere. Por por su polifuncionalidad, le gusta observar al alemán Joshua Kimmich: "Tiene técnica y una lectura de juego muy completa".

"Estamos muy bien. Estamos tranquilos. Ya habíamos hecho un muy buen partido contra un grandísimo rival como Liverpool por la Champions y nos faltó suerte. Y ahora tenemos muchas cosas positivas. Somos un gran equipo y hay que seguir por este camino", le dice Licha a Clarín después de haberse anotado en la goleada récord por 13 a 0 ante Venlo, por la Eredivisie (hizo el 12° tanto) y a punto de jugar en Italia junto a Nicolás Tagliafico, el otro argentino del plantel, en la visita de este martes a Atalanta, por la segunda fecha de la copa más importante de Europa.

Algo tímido. Tranquilo. De perfil bajo. Familiero. Reflexivo. Seguro. Sensible ante las injusticias sociales. Martínez no se esfuerza en mostrar otra cosa que no es durante una charla extensa en la que se mezclan palabras como intensidad, disciplina, madurez, juego, llorar, aguantar, carnicero, gente, ayudar, Selección, Messi...

-¿Cómo es crecer en la pensión de un club?

-Estuve en la de Newell’s desde los 14. Ahí te la tenés que arreglar solo. Yo era muy pegado a mi madre y a mi padre, que me hacían todo. Y de golpe tenés que responsabilizarte y ser cuidadoso con tus cositas, tus botines, tu ropa. Uno va haciendo amigos y eso es lo más lindo. Nos defendemos entre todos ahí adentro, porque somos una familia y eso es increíble. Ya de chico tenés una madurez de un pibe de 20 o 22 años. El futbolista madura muy rápido, pero depende también de la mentalidad de cada jugador, dónde quiere llegar y las cosas que está dispuesto a aguantar.

-¿Es difícil para un jugador de 21 o 22 años verse de pronto en un club top de Europa y no creerse que ya está, que ya llegó?

-Sinceramente, desconozco casos de jugadores que lleguen a Europa y se la crean. Puedo decir que cada uno que viene acá tiene que ser disciplinado y trabajar muy duro, porque esto es primer nivel y cada detalle se hace grande.

-¿Siempre fuiste un jugador de la defensa?

-En Newell’s siempre jugué de defensor central. Uno quiere ser completo. Siempre fui de tener la pelota y de generar superioridad numérica. Me gusta mucho lo táctico. Siempre fui muy aguerrido. Le fui agregando juego aéreo. Miro mucho fútbol y observo los movimientos. Se aprende mucho mirando. En Defensa y Justicia por momentos terminé jugando de volante central. Y cuando el entrenador de Ajax me puso en ese puesto, yo ya estaba preparado. Me informé mucho sobre la posición.

Martínez se forjó en las Inferiores de Newell's, pero solo jugó un partido en Primera allí y emigró a Defensa y Justicia.

Martínez se forjó en las Inferiores de Newell's, pero solo jugó un partido en Primera allí y emigró a Defensa y Justicia.

-¿Qué te costó más en Amsterdam: adaptarte al idioma y a las costumbres o al ritmo de juego?

-Vine sin hablar inglés ni nada. Y no hablo el idioma de acá porque es muy difícil: solamente algunas palabras. Aprendí inglés acá y me manejo con eso. Eso fue lo de menos igual. Lo que de verdad sufrí fue la intensidad con la que se juega en Ajax. Realmente es increíble. La lectura de juego que tienen todos... Saben cuándo jugar a un toque, cuándo a dos, cuándo dejarla pasar… Lo sufrí bastante las primeras dos o tres semanas y después me pude soltar bien. En el "loco" ya me mataban. Quedaba pagando.

-¿Qué se te pasaba por la cabeza en esos primeros días?

-Tenía unas ganas de llorar... Me preguntaba: “¿Qué me pasa? ¡¿Por qué no la agarro, la puta madre?!. Pero al mismo tiempo me decía que tenía que aguantar y que ya me iba a adaptar. Es normal cuando uno pasa a otro equipo con otras ideas y otro estilo.

-¿Qué fue lo que más aprendiste en el juego?

-Mejoré muchísimo la lectura de juego y la toma de decisiones. La marca también ajusté y en el juego aéreo crecí. Yo quiero seguir mejorando todo. No hay un límite. Si yo quiero saltar más alto, tengo que trabajar para eso y seguir y seguir. Me quedo con el trabajo en silencio día a día.

En Defensa y Justicia, Licha Martínez fue una de las figuras del subcampeonato conseguido en 2019. Foto: Luciano Thieberger.

En Defensa y Justicia, Licha Martínez fue una de las figuras del subcampeonato conseguido en 2019. Foto: Luciano Thieberger.

-¿Hoy los técnicos buscan más jugadores multifacéticos?

-Uno tiene que estar preparado para lo que te pida el entrenador. Eso sería lo ideal. El juego moderno tiene que ser así. Hay varios jugadores que lo están haciendo y muy bien. Pasa por la predisposición de cada uno. Qué tan predispuesto está uno en mejorar en tal puesto por si en algún momento el DT lo necesita ahí. Yo soy muy predispuesto al equipo, estoy preparado. Miro mucho y observo jugadas, posicionamientos, toma de decisiones.

-¿Disfrutás más de jugar como volante o como defensor?

-Son dos posiciones en las que me siento muy bien. Igual… No sé si llego a poder disfrutar de los partidos.

-¿Por qué?

-Por cómo los vivo, ja. Se me hace difícil. Es un nivel de concentración tan elevado que hasta que no terminan los partidos no me quedo tranquilo. Y hasta cuando termina me queda la adrenalina. Me cuesta dormirme.

-¿Es verdad que te dicen “Carnicero” en Ajax? ¿Por qué?

-(Se ríe) Debe ser porque soy agresivo en mi juego. No sé quién me puso ese sobrenombre. Igual no soy de pegar patadas de mala leche, pero sí de ir a cada pelota como la última. Hace poco hice un vacío en mi casa y me cargaban con que me quedaba bien el apodo, ja.

"Estoy del lado de la gente que realmente necesita cosas"

"El Carnicero": el particular apodo que le pusieron a Lisandro Martínez en Ajax. Foto: @LisandrMartinez

"El Carnicero": el particular apodo que le pusieron a Lisandro Martínez en Ajax. Foto: @LisandrMartinez

Muchos protagonistas le escapan al contacto con sus seguidores en las redes sociales. Algunos hasta prefieren no tener una cuenta o tenerla para no estar afuera del espacio público moderno, pero participar poco y casi nada para evitar las críticas. Pero Lisandro Martínez prefiere sacarle jugo a una herramienta que lo ayuda a interactuar con la gente.

"Es muy lindo. A nosotros nos sigue mucha gente que nos quiere ver bien y uno tiene que estar con ellos también. Pueden integrarse de algún modo a la vida personal de uno a través de las redes sociales. Me gusta muchísimo eso. Antes yo era una persona muy cerrada, pero traté de cambiar y de ser más abierto con la gente", explica Licha.

Su novia, Muriel, es quien lo ayudó a abrir su personalidad introvertida: "Me da consejos y trato de tomarlos". Pero el jugador de Ajax no se guarda nada y suele expresar sus opiniones sobre cuestiones sociales, violencia de género y derechos humanos.

"Yo estoy del lado de la gente que realmente necesita cosas. Cuando algo me enoja un poco, no me gusta dejarlo pasar y trato de estar aunque sea con algún mensaje de apoyo", dice.

Y aclara: "Lo mío no es meterme en política, no me interesa. Muchos se confunden. Yo quiero ayudar a la gente. Todos somos seres humanos en esta vida y tenemos derecho a opinar. Siempre se puede hablar con respeto aceptando la mirada del otro. Está en uno cómo se toma las cosas".

-¿Siempre te movilizaron estas cuestiones?

-Sí, Porque yo vengo muy de abajo y no me olvido de las cosas que viví. Por eso comprendo a la gente que realmente necesita.

-¿El jugador de fútbol suele estar metido en su burbuja y no se fija en estos temas?

-Yo respeto la vida y las decisiones que toman los demás. Estaría bueno que empecemos a estar más con la gente y de ayudar desde donde nos toque, mediante un mensaje o haciendo donaciones. Hay jugadores que se empilchan y tienen su auto y no digo que esté mal, eh. Eso es algo que uno se lo ganó y se puede dar los gustos que quiera.

-¿Sos de hablar de esto con otros futbolistas?

-Sí, pero primero siempre trato de hacer algo yo. No soy de pedirle cosas a mis compañeros. Si ellos me ven hacer algo y les nace, bienvenido sea.

Sus sueños de Selección: "Me siento parte del grupo"

Licha debutó en la Selección Mayor en un amistoso ante Venezuela en 2019. Foto: AFP

Licha debutó en la Selección Mayor en un amistoso ante Venezuela en 2019. Foto: AFP

Licha Martínez debutó en la Selección de Lionel Scaloni con 21 años, dos meses y cuatro días de vida. Fue el 22 de marzo de 2019, en un amistoso ante Venezuela que el conjunto nacional perdió por 3 a 1 en Madrid.

"Fue muy linda experiencia. Justo me tocó en un resultado malo, pero siempre saco lo positivo. Hay muchos jugadores e individualidades muy buenas. Pero cuando un grupo está unido, uno deja la vida por el otro y eso es lo que se ve", dice el defensor que ya es parte del plantel Sub 23 de cara a los Juegos Olímpicos de Tokio y que busca volver a ser citado en la Mayor sosteniendo un gran presente en los Países Bajos.

-¿A la Selección la mirás de reojo o cada vez que hay una citación estás atento al teléfono?

-Estoy muy preparado y anhelo muchísimo poder estar en la Selección. Es un objetivo. Quiero estar ahí y ayudar. Estas convocatorias me tocó quedarme en casa, pero estuve apoyando mucho porque de eso se trata, de ayudar desde donde nos toque. Me siento parte del grupo.

-De afuera se ve que es un grupo de muchos jóvenes, pero que tratan a Messi como uno más.

-Sin dudas. Yo estuve una sola vez y es así. Leo se hace sentir uno más. A mí me bastó para saber cómo es como persona. Hablaba como uno más y eso es increíble. Yo no lo conocía y no sabía cómo tratarlo y me daba un poco de nervios. Tener ahí al mejor del mundo te intimida un poco. Pero es para sacarse el sombrero porque es muy humilde.

-¿Pudiste pedirle una foto?

-Sí, olvídate que sí. Ahí sí que no me dio vergüenza y se la pedí, ja.

HS

Comentar las notas de Clarín es exclusivo para suscriptores.

Football news:

Suarez passed a negative test for coronavirus and will return to the General group of Atletico tomorrow
Chelsea are ready to sell Ruediger and Tomori in the winter. The German was Interested in Barcelona
Çalhanoğlu for 7 years has scored 18 goals from free-kicks. Only Messi (36) has more players in the top 5 European leagues
Adrien Rabiot: we Didn't celebrate Ronaldo's 750th goal. Now is not the time for parties
Mourinho on Arteta: you have to be a good coach to work at Arsenal. If you're not good , you're not in the club
Ramos is unlikely to play against Sevilla. He can return to the game with Borussia
Neymar urged Messi to move to PSG last summer. He wants Leo to join the club in 2021