Argentina

Uno por uno, los políticos, futbolistas y famosos que despidieron a Diego Maradona en el velorio en la Casa Rosada

A las doce y medio del mediodía, a los pie del féretro donde descansan los restos de Diego Armando Maradona, el mejor jugador de todos los tiempos, se contaban: decenas de banderas argentinas, un póster con la imagen del 10 en sus tiempos en el Napoli; otros con la camiseta de la Selección, en los mundiales de 1986, 90 y 94, con la camiseta albiceleste y con la azul, la del gol a los ingleses.

También un banderín de Villa Dálmine, remeras de Boca, Independiente y una pelota pulpo, expresión de potrero. Son las ofrendas que dejan los miles y miles de fanáticos que ingresan a paso rápido, con aplausos y gritos de aliento, por Balcarce 50 para despedir al ídolo. Se retiran cabizbajos y en silencio por la puerta de Balcarce 24.

El velorio a cajón abierto para los familiares y amigos en el Salón de Pueblos originarios terminó pasadas las seis de la mañana. Desde entonces se sucedió una marea de gente. Llevan camisetas de todos los equipos -incluida la de River- y, también, consignas políticas. "Sin potreros no hay Maradonas", dice una bandera firmada por el Movimiento Evita que lleva una militante.

Un rato después entra una mujer en muletas; otra carga a un perro. La gente que caminó los 700 metros desde la 9 de Julio a Plaza de Mayo en una larga cola que al mediodía llegará hasta Garay -en su mayoría hombres- se emociona cuando llegan frente al féretro. "Dale, Diego. Grande, Diego. Gracias Diego". Otros cantan. “¡Olé, Olé, Olé, Diego! Se suman los de atrás.

Las hijas del futbolista aguantan con el estoicismo y el dolor con el que se despide a un padre. También lloran. También aplaudieron el insulto a Matías Morla, último abogado de Maradona y uno de los vedados por la familia para ser parte de la celebración; junto a la ex pareja del astro, Rocío Oliva.

Mario Pergolini llega a la Casa Rosada.

Mario Pergolini llega a la Casa Rosada.

Pablo Echarri entra al velorio de Maradona.

Pablo Echarri entra al velorio de Maradona.

Desde la madrugada, la Casa de Gobierno se convirtió en un desfiladero de personalidades del fútbol, la política y el espectáculo. Los campeones del 86 fueron de los primeros en llegar igual que Jugadores de la selección del 86. Estuvo el ladero de Carlos Bilardo, Carlos Pachamé, los jugadores de Boca Carlos Tevez, Wanchope Avila, Martín Palermo, gloria xeneize, y el ex DT de Velez, Gabriel Heinze.

El elenco es interminable. Y ecléctico como Maradona. Pasaron Christian “Kily” González, el presidente de la AFA Claudio “Chiqui” Tapia; su amigo del alma y manager durante casi dos décadas Guillermo Coppola; el cantante Luciano Pereyra y los actores Nito Artaza y Cecilia Milone. El periodista Diego Brancatelli; el abogado Víctor Stinfale y el cantante “El Polaco”.

Marcelo Tinelli estuvo en la madrugada. Mario Pergolini, casi diez horas después.

Alberto Fernández pone un pañuelo de Madres de Plaza de Mayo, línea Fundadora sobre el ataúd de Diego Maradona.

Alberto Fernández pone un pañuelo de Madres de Plaza de Mayo, línea Fundadora sobre el ataúd de Diego Maradona.

La política llegó más tarde. El presidente Alberto Fernández arribó a las 11.20. Ingresó a la capilla ardiente junto a la primera dama Fabiola Yañez, el secretario de Comunicación, Juan Pablo Biondi y el subsecretario de Asuntos Políticos de Presidencia, Miguel Cuberos, quien fue el nexo oficial con la familia Maradona para organizar el velorio. El Gobierno cumplió con creces uno de los pocos pedidos de la ex esposa del 10, que solicitó que hubiera una bandera de Argentina sobre el féretro. Colocaron un enorme bandera nacional en el corral que marca el ingreso a la Rosada.

El jefe de Estado saludó a la familia y conversó con algunos de los compañeros de Maradona en los Cebollitas, el memorable equipo de juveniles de Argentinos Juniors, que descolló en los antiguos torneos Evita. Fernández saldó el olvido que faltaba: la camiseta de su equipo Argentinos Juniors sobre el cajón; al lado de la Boca y la de la Selección. También colocó una pañuelo de Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora que le alcanzaron.

La primera dama ubicó un ramo de rosas sobre el ataúd, donde también se veía la gorra de Gimnasia de La Plata, que utilizaba el astro. Al lado, en una mesa, se ubicaba una réplica de la copa del Mundo que Diego alzó en México y sostuvo, a su regreso, desde el balcón de la Casa Rosada, cuando Raúl Alfonsín era presidente.

El Presidente conversó con Enzo Francescoli, ídolo de River y amigo de Maradona, un rato largo y se retiró a su despacho. En el camino se cruzó con el ex cantante de Ratones Paranoicos Juanse -amigo personal de Gustavo Beliz- y se funden en un abrazo largo.

Enzo Francescoli y el presidente despiden a Maradona

Enzo Francescoli y el presidente despiden a Maradona

Sus colaboradores aseguraron que el mandatario mantendría el perfil bajo. El miércoles, cuando se conoció la noticia del deceso, dio 5 entrevistas; este jueves solo una. Claudio “el Turco” García consolaba, en tanto, las hijas del 10.

Fernández envió dos coronas de flores: una personal de Argentinos Juniors y otra institucional. Al lado se ubicaron las de Diego Simeone; una de la 12, la barrabrava de Boca; otra del Barcelona; una del intendente de Lanús Néstor Grindetti, donde nació Maradona; otra del Movimiento Evita, una del diputado Nicolás Nicolás Rodríguez Saá y del representante Christian Bragarnik, entre tantas.

El jefe de Gabinete Santiago Cafiero fue uno de los primeros funcionarios en saludar a la familia, sa las 9.20. Luego, medio Gabinete se hizo presente: los ministros de Turismo Matías Lammens; Desarrollo Productivo, Matías Kulfas; Defensa, Agustín Rossi; Ambiente; Juan Cabandié, Relaciones Exteriores Felipe Solá, y Salud, Ginés González García, que el miércoles evitó hablar con los periodistas acreditados porque estaba “muy dolorido, como todos los futbolistas”.

Dos referentes de La Cámpora se sumarían por la tarde, entre ellos el ministro del Interior Eduardo "Wado" de Pedro y el senador Mariano Recalde. 

Casi no hubo, al menos hasta el mediodía, dirigentes de la oposición. Apenas hubo un puñado de legisladoras junto a la vicepresidenta del bloque del Frente de Todos en Diputados, Cristina Alvarez Rodríguez. El elenco de funcionarios provinciales nacionales y provinciales incluyó al secretario de Asuntos Estratégicos Beliz; el secretario de Derechos Humanos, Horacio Pietragalla; la presidenta Consejo Nacional de Coordinación de Políticas Sociales, Victoria Tolosa Paz y el ministro de Desarrollo Social bonaerense Andrés “Cuervo” Larroque.

el Pato Ubaldo Fillol

el Pato Ubaldo Fillol

Claudia Villafañe saluda de pie a cada uno de los jugadores de Gimnasia de La Plata, el último equipo que dirigió el 10. La mayoría ingresa con flores que depositan sobre el cajón. Detrás de ellos se suma el presidente de Diputados Sergio Massa. Y un rato después el relator Víctor Hugo Morales. 

“Hay que alentar a Maradó. No me importa lo que digan esos putos periodistas”, cantaron un rato antes durante dos largos minutos fanáticos de Boca. Muchos, también, lloran. “Te quiero, Diego”.

La pila de ofrendas ya ocupa 3 metros cuadrados: se ven decenas de carteles. Todos dicen la misma palabra: “Gracias”. Afuera, hay 20 cuadras de cola.

PJB

Comentar las notas de Clarín es exclusivo para suscriptores.

Football news:

Liverpool's results are an anomaly. Don't be fooled by the shouting-the crisis is not so global (although it may cost the championship) Showsport's emotional reaction to Klopp's results
Leicester have stopped negotiations on the loan of Eriksen due to the high salary of the player
Buffon-Ronaldo: CR 760! I could have scored less
Barcelona's appeal against the suspension of Messi was rejected
The youngster agreed to go to Arsenal. Real will give midfielder in rent without the right of redemption
President of Genoa: I intend to keep Shomurodov. Juventus did not contact us
Liverpool have not scored any of their last 87 shots in the Premier League. The team has 4 consecutive matches without goals