logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo
star Bookmark: Tag Tag Tag Tag Tag
Cuba

El Gobierno amenaza a los choferes huelguistas de Santa Clara con confiscar sus vehículos

Motonetas en Villa Clara. (CIBERCUBA)

Las autoridades de Villa Clara aumentaron sus amenazas contra los transportistas privados que permanecen en "huelga de brazos caídos" desde el 12 de agosto y los calificó de "saboteadores".

Tanto los medios de prensa oficiales como la emisora CMHW y el canal local TeleCubanacán, enfatizaron que los choferes que se nieguen a regresar a lo que el Gobierno denomina "su labor social", sabotean "la estabilidad ciudadana" y en caso de no volver a prestar servicio serán vistos como "enemigos de la obra de la Revolución."

De acuerdo con el opositor Guillermo Fariñas Hernández, Premio Sajarov 2010 y coordinador del Foro Antitotalitario Unido (FANTU), en Santa Clara las autoridades crearon diez "grupos multisectoriales", integrados por representates del Ministerio del Interior (MININT), el Partido Comunista de Cuba (PCC), el Ministerio de Transporte (MITRANS), el Ministerio de Comercio Interior (MINCIN) y el Sistema Empresarial del Ministerio de las Fuerzas Armadas Revolucionarias (MINFAR), para hacer "visitas" a los huelguistas.

Varios de los transportistas "visitados" en sus domicilios por esos grupos aseguraron que a partir del 14 de agosto las amenazas contra ellos cambiaron de carácter. Mientras que hasta el día 13 les advertían que o volvían al trabajo o sus licencias de trabajo serían canceladas, ahora están amenazando con confiscar sus vehículos.

Un motonetero de Santa Clara, cuya identidad prefirió mantener en el anonimato, dijo a FANTU que esta huelga se produce simultáneamente en otras ciudades cubanas, como Cienfuegos, Santiago de Cuba y Camagüey.

Los transportistas han reaccionado así a las disposiciones gubernamentales que decretaron topar los precios de los pasajes, pues consideran que las nuevas tarifas solo les ocasionará pérdidas.

Un taxista particular aseguró que obligarlos a adquirir el combustible a través del uso obligatorio de una tarjeta magnética de FINCIMEX otorgada por el Estado y sin que el Gobierno les ofrezca insumos a precios mayoristas es una "arbitrariedad".

Otra chofer de motoneta de Santa Clara aseguró que es necesario permanecer firme ante las amenazas de las autoridades, pues en caso de ejecutar las confiscaciones de vehículos habría protestas mucho peores y las posturas de los huelguistas se radicalizarían.

All rights and copyright belongs to author:
Themes
ICO