logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo
star Bookmark: Tag Tag Tag Tag Tag
Cuba

Estas pastelerías Vicky tienen un nuevo look, porque ya no son de Vicky

Handout

Los clientes de varias pastelerías Vicky Bakery notaron recientemente algo diferente.

En el menú había algo más que los pasteles que han hecho famosa a Vicky, pastelitos, cakes y dulces. Y claro, las croquetas.

Ahora el menú es más grande. Hay desayuno con bistec y huevos. Una sección de sandwiches con nombres como Medio Día, el Sloppy José, además de fritas y pan con bistec.

cao bakery
Sandwiches perqueños de croqueta preparada en el nuevo Cao Bakery & Cafe Tamz Photography

Y algo más: el nombre del lugar ya no es Vicky.

El nombre del lugar afuera dice Cao Bakery & Cafe, como es en los siete locales que antes eran pastelerías Vicky Bakery. Los que llevan mucho tiempo viviendo en Miami y los fanáticos de Vicky reconocen el nombre como el apellido del fundador de Vicky Bakery, Antonio Cao.

Lo que pasa es que se trata de una nueva generación de pasteleros.

Tony Cao, nieto del fundador, le compró las siete tiendas de Vicky Bakery con un socio, se separaron y lanzaron su propia marca con el apellido de la familia.

“Queríamos una pastelería de próxima generación” dijo Tony Cao, cuyo abuelo comenzó en el negocio pastelero en Cuba antes de emigrar a Miami. “Yo creí como cubanoamericano, pero también me americanicé”.

Tony Cao empezó a trabajar en las pastelerías de su abuelo junto con su padre, Pedro Cao, uno de los cuatro hijos del fundador. Tony aprendió el negocio desde hornear pan con el método tradicional, hasta los famosos pastelitos de guayaba y croquetas en el local original en el oeste de Hialeah. (Antonio Cao compró esa tienda en 1972, que ya llevaba el nombre de Vicky ,como se llamaba la hija del dueño original).

TAMZ_PHOTOGRAPHY_CAO_SOBE_CONTENT_EDIT-12 (1).JPG
Las bolitas de rabo encendido que se preparan en Cao Bakery & Cafe. Handout

Tony Cao convenció a Carlos De Varona, amigo de toda la vida, de que Vicky estaba lista para una ampliación. Juntos abrieron siete tiendas mediante un acuerdo de licencia con la familia, incluido un local en Coral Way y el Palmetto en 2015, que se convirtió en la tienda de más ventas en su primer año.

“Queremos darle crédito porque sin ellos no estaríamos aquí”, dijo De Varona.

Pero Tony quería ir más allá y llevar su niñez en Miami una nueva versión de Vicky con la fusión de la tradiciones culinarias de Cuba y Estados Unidos, una decisión que, dice Cao, el Vicky original no estaba dispuesto a implementar.

Así que después de conversar con su padre, Tony Cao le compró sus tiendas y se lanzó al mercado con un concepto modificado: Cao Bakery & Cafe.

“Estoy un poco triste de no se parte de Vicky, pero siempre lo voy a apoyar”, dijo Pedro Cao. “No puedo estar más orgulloso de él. Va a tener mucho éxito”.

01CAOBAKERY_CPJ
El abuelo de Tony Cao (izq), Antonio Cao, fundó Vicky Bakery en 1972 y creó una de las pastelerías más famosas de Miami. Ahora Tony Cao ha ampliado el modelo de pastelería separándose y creando una nueva marca con varias tiendas, Cao Bakery & Cafe, con Carlos De Varona, socio y amigo desde la infancia. Carl Juste cjuste@miamiherald.com

El nuevo menú refleja esa influencia cubanoamericana: plátanos maduros envueltos en tocineta; arroz con pollo con croquetas; el sandwich Sloppy José, relleno con picadillo de res. Y el Medio Día, parecido a la medianoche pero con jamón y queso entre pastelitos de guayaba.

Tony Cao dijo que Cao Bakery usa ingredientes de alta calidad, como carnes de Sunshine Provisions para las fritas. La receta de los pastelitos y pan es la que aprendió de la familia. Y pronto tendrán un lugar en Allapattah para preparar productos para todas las tiendas de la marca.

“No quiero arreglar lo que no está roto”, dijo Tony Cao. “Solamente quiero mejorar las cosas”.

Las tiendas tienen toques modernos de madera y WiFi. De los altavoces sale música contemporánea y el entorno es casual, lo que Tony Cao llama “un ambiente un poquito mejor”.

De Varona dijo que en los primeros seis meses de Cao Bakery más de una cuarta parte de las ventas han salido de los sandwiches. Y la tienda de North Miami Beach, dijo, vendió más de $200,000 en los primeros 30 días.

“La cosa cubana goza de mucho interés en este momento, es una tendencia”, dijo De Varona. “Es como un concepto de Panera con el toque del sur de la Florida”.

Pero no piensan quedarse ahí. Cao y De Varona dijeron que planean ampliarse al centro de la Florida y el sureste del país. Ya tienen arrendamientos firmados para abrir siete tiendas más en los próximos nueve meses, entre ellas tres en Broward. El 3 de junio abren un local en Fort Lauderdale.

“Mi propósito es desarrollar más el legado de mi familia”, dijo Tony Cao. “No me interesa dedicarme a otra cosa”.

Más información: CaoBakeryCafe.com

Qué aprende un hombre que ha visitado 100 ventanitas de café cubano a lo largo de la Calle 8

All rights and copyright belongs to author:
Themes
ICO