Ecuador
This article was added by the user . TheWorldNews is not responsible for the content of the platform.

Caudal de las centrales hidroeléctricas cae a mínimos históricos, pero todavía no se habla de apagones

La época de sequía en la cuenca de los ríos de la amazonia llegó antes de tiempo. La capacidad de las centrales hidroeléctricas está en horas bajas, mientras la demanda de electricidad crece al 12%.

Durante un evento público sobre el mercado de carbono y el impacto del cambio climático, el ministro de Energía, Fernando Santos Alvite, dijo que el estiaje, es decir la época de menos lluvia y sequía en la cuenca amazónica, ya está en marcha.

«Todas las semanas recibo el reporte del caudal de los ríos que alimentan nuestras centrales hidroeléctricas en la región amazónica. Normalmente, el caudal del rio paute es de 60 metros cúbicos por segundo; pero en los últimos días ha llegado a caer hasta 7 metros cúbicos por segundo», dijo

Por su parte, Gonzalo Uquillas, gerente de la Corporación Eléctrica del Ecuador (Celec), puntualizó que los escenarios son delicados y complejos.

Además, reconoció que «Tenemos un estiaje que ya se ha iniciado de manera importante con una disminución de lluvias y una disminución de los caudales afluentes de las diferentes centrales hidroeléctricas ubicadas en la cuenca amazónica».

La excepción es Coca Codo Sinclair cuyos caudales se ubican cerca de la media histórica. Todo el resto de centrales hidroeléctricas registran caudales cercanos a los mínimos históricos, de acuerdo con Uquillas.

«El país está atravesando por una situación de estiaje muy severa, que ya se ha iniciado (normalmente la sequía iniciaba en octubre), y un crecimiento importante de la demanda de electricidad que se ubica en un 12% comparado con 2022», agregó el gerente de Celec.

En otras palabras, al menor caudal de las centrales hidroeléctricas se suma un consumo de electricidad mayor a lo esperado.

Gobierno asegura que todavía no se puede hablar de apagones

«No hay una alerta de apagones. Cenace, presidencia de la república, ministerio de Energía y Minas, empresas de generación, coordinamos de manera muy cercana un plan para mitigar el riesgo. Sin embargo, cabe hacer un llamado a la ciudadanía de que no está por demás un uso eficiente de la electricidad», recalcó Uquillas.

El gerente de Celec consideró que el país no  está preparado para un incremento de la demanda de la electricidad del 17% como ocurrió  en junio de 2023.

De acuerdo con estimaciones del Operador Nacional de Electricidad (Cenace), la escalda en la demanda ha hecho que se necesiten alrededor de 465 megavatios de generación eléctrica nueva cada año

Pero, a pesar de la difícil situación, se aseguró que se están tomando medidas para evitar restricciones del servicio de electricidad y apagones:

1.- Celec está invirtiendo alrededor de $300 millones para recuperar el parque termoeléctrico, mediante la compra de insumos, combustibles y repuestos.

2.- 31 de octubre ya estará recuperada la central Termo Esmeraldas 1 de 125 megavatios. Además, se está trabajando en recuperar la capacidad instalada de las termoeléctrica Quevedo y Santa Elena. Estas centrales fueron construidas entre 2010 y 2011, durante el Gobierno de Rafael Correa, como resultado de los apagones de 2009

Ya se han comprado 32 motores a diésel para generación térmica, de marca Hyundai, a $65,8 millones para generar más de 60 megavatios.

3.- Actualmente, se importa 11% de la electricidad desde Colombia. Lo clave es determinar hasta cuándo Colombia tendrá disponibilidad para seguir vendiéndonos. Esa importación es más cara que la generación eléctrica nacional. Cuesta 25 centavo por kilovatio/hora y representa alrededor de $20 millones semanales.

4.- Está en la mira un procesos licitatorio competitivo y urgente para contratar 300 megavatios de generación termoeléctrica adicional.

Se prevé que el estiaje, o época de sequía, puede durar alrededor de 6 meses. De acuerdo con Uquillas, «Todavía no nos pronunciamos sobre eventuales restricciones del servicio. Todavía no es oportuno poder confirmar eso. Es un tema que se maneja día a día como resultado de un monitoreo permanente»

En el caso de que hubiera algún tipo de restricción, será el comité de crisis, en el momento que se conforme, el que podrá dar las directrices necesarias.

Sobre por qué no se ha invertido a tiempo en más centrales hidroeléctricas en otras ubicaciones fuera de la cuenca amazónica, Uquillas dijo lo siguiente:

«Las tarifas del Ecuador son de las más bajas de Latinoamérica y no permite recuperar las inversiones. Eso quita sostenibilidad para que nuevas centrales hidroeléctricas, con inversión público-privadas, puedan incorporarse de manera oportuna». (JS)

La época de sequía viene más fuerte y aumenta el riesgo de apagones y racionamientos eléctricos