logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo
star Bookmark: Tag Tag Tag Tag Tag
Spain

El ‘no’ de Coalición Canaria a Podemos deja la investidura de Sánchez en manos de los separatistas

"En campaña asumimos un compromiso muy importante con los sectores sociales, económicos y vecinales. Tanto el presidente Fernando Clavijo como yo misma. En ningún caso nuestros votos van a servir para que Podemos llegue al Gobierno o sus políticas lleguen a este país. No hay nada que negociar". Ana Oramas, una de las dos diputadas de Coalición Canaria en el Congreso, no vacila en su advertencia a Pedro Sánchez. Los votos de Coalición Canaria no se compran. ¿Y la abstención? "Ni a favor ni abstención. Votaremos en contra", explica en conversación con EL ESPAÑOL. 

La probable suspensión de los cuatro diputados independentistas en prisión provisional ha resucitado la importancia Coalición Canaria de cara a la investidura que Sánchez comenzará a buscar activamente tras las elecciones europeas, autonómicas y municipales del domingo.

La aritmética en el nuevo Congreso es muy ajustada, pero la suspensión de Oriol Junqueras (ERC), Jordi Sànchez, Jordi Turull y Josep Rull (Junts per Catalunya) podría facilitar la elección del líder del PSOE como presidente. Si están suspendidos, no pueden votar y eso rebaja el listón de votos que Sánchez necesita en el Congreso.

Si Junqueras dimite tras ser elegido eurodiputado, como ha avanzado, la lista correría en el caso de ERC, pero el resultado sería potencialmente el mismo. El PSOE tantea un acuerdo con Unidas Podemos y el PNV. Junto a los diputados de Compromís, el Partido Regionalista de Cantabria (PRC) y Coalición Canaria, sumaría 175 diputados, los mismos que el martes eligieron a Meritxell Batet presidenta del Congreso. 

Sánchez está muy lejos de lograr esos apoyos pero, si los lograra y los tres diputados de Junts per Catalunya permanecieran suspendidos, sin renunciar a sus actas para ser sustituidos, el líder del PSOE no necesitaría a ERC. 

"No somos el 175 de Sánchez"

"Nosotros no somos el 175 de Sánchez y en ningún caso vamos a serlo", explica Oramas por teléfono desde Canarias, en plena recta final de la campaña. Oramas explica que su partido votó a Batet como presidenta de la Cámara y a Ana Pastor (PP) como vicepresidenta. "Las dos personas tienen el perfil, la experiencia y el talante ante la dificultad que va haber en esta legislatura", explica la diputada canaria. Pero hasta ahí. 

Los motivos del "no" cerrado de Oramas a cualquier acuerdo que incluya a Podemos, entre o no la formación morada en el Gobierno, son varios. Para empezar, los incumplimientos presupuestarios de Sánchez, al que acusan de haber detraído 1.000 millones de euros de los compromisos con Canarias en favor de Cataluña. 

Pero, además, Coalición Canaria tiene otro motivo aún más determinante: Venezuela. "Canarias no es la península. Canarias es Venezuela", explica. "Tenemos 20.000 retornados de Venezuela y 80.000 aún viviendo allí. Canarias tiene 43 centros en el país, tenemos muchos vínculos con la oposición. Sabemos a quién defiende Podemos en Venezuela y el nuestro es un compromiso de honor", advierte. 

El "no" de Coalición Canaria se expresa antes del 26 de mayo, cuando hay elecciones autonómicas en la región y en las que Clavijo aspira a repetir como presidente. Las relaciones con el PSOE allí tampoco pasan por su mejor momento, pero podrían necesitarse a partir del lunes. 

En cualquier caso, esta negativa deja a Sánchez una única opción una vez alcanzado el apoyo de Unidas Podemos: pactar con los partidos nacionalistas o independentistas. Los 15 diputados de ERC son decisivos y un apoyo resolvería su investidura. Una abstención de ERC sólo sería suficiente si o bien el PNV o bien EH Bildu participa del acuerdo con al menos una abstención. 

"La vaca por lo que vale"

Por su parte, el PRC no tiene líneas rojas como Coalición Canaria, pero sí pide financiación para Cantabria, comenzando por inversiones ferroviarias para que la alta velocidad prometida en tiempos de José Luis Rodríguez Zapatero llegue por fin a la región.

Así se expresaba el propio Miguel Ángel Revilla, presidente de Cantabria, en una entrevista con EL ESPAÑOL en referencia al diputado de su partido en el Congreso: "En los termómetros, pactómetros, o como se diga, ponen el escaño del PRC con el PSOE. Mientras no nos garantice el tren, no será así. El otro día circulábamos a menor velocidad que Usain Bolt. ¡Cinco horas a Palencia, que está a doscientos kilómetros! Imagínate que nuestro diputado no hubiese podido tomar posesión por estar tirado en los campos de Castilla. ¡Sánchez, como se dice en la feria, la vaca por lo que vale!". 

All rights and copyright belongs to author:
Themes
ICO