La Junta de Gobierno del Ayuntamiento de Madrid ha dado luz verde este jueves al desarrollo del programa ‘No Second Night’ (Ni una noche más) con 30 plazas en pensiones para responder al incremento de mujeres vulnerables que están accediendo a la red de centros de acogida a personas sin hogar a raíz de la crisis sanitaria y social provocada por la COVID-19 tal y como ha anunciado la portavoz municipal, Inmaculada Sanz, en rueda de prensa.

Sanz ha explicado que la medida, impulsada por el Área de Familias, Igualdad y Bienestar Social, se pone en marcha de forma pionera en España para prestar una atención temprana a un perfil de mujeres que, como consecuencia de las medidas adoptadas en el marco del estado de alarma y el confinamiento obligatorio, se encuentran en una situación de vulnerabilidad de urgencia tras perder sus trabajos.

Las 30 plazas de ‘No Second Night’ comienzan a funcionar en establecimientos de hostelería unidas a un programa de acompañamiento y apoyo social con el objetivo de prevenir el deterioro rápido de las mujeres y aumentar las probabilidades de éxito en el proceso de intervención social.

Con un marcado carácter innovador, el impulso al programa forma parte de la nueva estrategia de políticas de sinhogarismo del Área de Familias, Igualdad y Bienestar Social, que ha creado 524 plazas nuevas en la Red de Personas sin Hogar tras la crisis sanitaria. De esta manera, junto a las 296 plazas del centro temporal para solicitantes de asilo de Villa de Vallecas, el Ayuntamiento de Madrid cuenta en total con 820 plazas más que hace un año entre las habilitadas para el programa ‘No Second Night’, la modalidad Housing Led, pensiones y un dispositivo de emergencia que da continuidad a la campaña del frío./