Tegucigalpa, Francisco Morazán. Autoridades de la Fiscalía Especial Contra el Crimen Organizado (FESCCO) y la Agencia Técnica de Investigación Criminal (ATIC) proceden a la destrucción de cuatro hectáreas de plantación de arbustos de hoja de coca, situadas en el sector de Icoteas en el municipio de Limón, Colón.

La erradicación y destrucción de esta extensa plantación, se efectúa luego de una orden judicial y la misma es acompañada y apoyada por un juez ejecutor, Defensa Pública y autoridades militares.

Como se recordará, el pasado viernes 17 de mayo de 2019, el Ministerio Público a través de la FESCCO y la ATIC procedieron al desmantelamiento de un narcolaboratorio, luego de investigaciones avanzadas en contra de estructuras del crimen organizado.

De acuerdo a la investigación de equipos de Fiscales de la Sección Antidrogas de FESSCO y de Agentes del Departamento Contra el Crimen Organizado de la ATIC, el narcolaboratorio destruido tenía una capacidad de producción en el procesamiento de clorhidrato de cocaína de 50 kilos por semana.

Estas plantaciones ilícitas pertenecen a organizaciones del crimen organizado que mantienen el control del tráfico de drogas en el país hacia el extranjero y que muchos de sus integrantes están solicitados en extradición.

Esta acción se convierte en un duro golpe a las redes de tráfico de drogas en el país y el Ministerio Público reitera su compromiso de seguir en la lucha por contrarrestar estos ilícitos en consonancia con los tres objetivos estratégicos de la persecución penal del crimen organizado, la corrupción y los delitos contra la vida.

La plantación se localizó en una zona montañosa de difícil acceso y para llegar hasta ahí fue necesario el apoyo vía aérea de dos helicópteros y personal del 15 Batallón de Fuerzas Especiales, Fuerza Aérea y Policía Militar del Orden Público (PMOP).