Paraguay

Embarazada se encadenó frente a Salud para pedir cama de UTI para su padre

Una joven embarazada se encadenó frente al Ministerio de Salud para exigir una cama de terapia intensiva para su padre, quien es Covid-19 positivo y está intubado hace ocho días en el Hospital Distrital de Ñemby. Anunció que no se moverá del sitio hasta recibir una respuesta por parte de alguna autoridad sanitaria.

“Necesitamos una cama de UTI y no tenemos respuesta” menciona el cartel que sostiene Yolanda Rojas, una joven embarazada que se encadenó frente al Ministerio de Salud. Esta medida de fuerza es para exigir una cama de terapia intensiva para su papá, Ramón Rojas.

Según relató a radio Ñanduti, su padre es diabético e hipertenso, tiene 71 años, está internado por Covid-19 en el Hospital Distrital de Ñemby y necesita ser trasladado de forma urgente a una sala de cuidados intensivos, pero no consiguen cama disponible.

Explicó que la enfermedad se le complicó por una neumonía bilateral y estuvo internado durante 17 días en sala de internación pero a raíz de la situación fue intubado.

“Mi papá está intubado hace ocho días en el Hospital de Ñemby y ya no puede aguantar más. Vinimos acá frente al ministerio porque ya hicimos todo lo que pudimos, tocamos todas las puertas y no nos dan respuesta. Vamos a seguir acá para que nos den al menos una esperanza o que nos avisen cualquier cosa. También recurrimos al amparo judicial”, expresó.

La joven a pesar de estar embarazada dijo que continuará encadenada a la institución, ya que le prometieron que en el transcurso de este día tendría una respuesta.

“Me dijeron que iban a averiguar si hay lugar en el sector privado, ya que lo más probable es que lo trasladen a un sanatorio y estamos esperando con mis hermanos. Estoy embarazada y sé que vengo a exponerme pero parece que es la única manera que nos hagan caso”, afirmó.

La Cámara de Diputados aprobó un proyecto de declaración de "solidaridad con la hermana nación de Israel", ante el conflicto que atraviesa la región, donde el movimiento islamista Hamas, en el poder en Gaza, disparó más de 1.000 cohetes hacia territorio israelí.

El diputado colorado Raúl Latorre presentó el proyecto de declaración de “Solidaridad con la Hermana Nación de Israel” por los atentados terroristas que está sufriendo.

El proyectista argumentó que los disparos efectuados por los grupos terroristas desde Gaza, causando la muerte de varias personas, ha desatado un conflicto con la hermana nación de Israel. Ese conflicto puede acarrear consecuencias bélicas graves, por lo que los ataques con cohetes deben cesar inmediatamente, según instó en su propuesta.

Más de 1.000 cohetes han sido lanzados por grupos armados palestinos desde la Franja de Gaza hacia Israel desde el lunes por la noche, de acuerdo al ejército israelí. En tanto el movimiento islamista armado Hamás, que controla el enclave, afirmó haber lanzado centenares hacia la metrópolis costera de Tel Aviv.

TESTIMONIOS: ASÍ LO VIVIERON EN ISRAEL

“Alrededor de las 20h45 (del martes) sonaron las sirenas y escuché explosiones muy cercanas y fuertes. Fui al hueco de la escalera y de inmediato llamé a mi hija que había salido a correr”, cuenta Galit Bialobopolo, de 50 años.

Un cohete cayó en el edificio enfrente al de los Bialobopolo, pero la onda expansiva de la explosión se sintió incluso en su apartamento, que resultó gravemente dañado, constató un equipo de la AFP.

“Todas las ventanas de mi casa reventaron y las paredes quedaron agrietadas”, dice la mujer, aún en estado de shock.

Es la primera vez que cae un misil en Givatayim, explica Adi Sagi, portavoz de la municipalidad, añadiendo que seis personas resultaron levemente heridas en este calmo y verde suburbio de Tel Aviv.

Hasta ahora, el centro de Israel había quedado bastante al margen de los frecuentes lanzamientos de cohetes desde la Franja de Gaza, que suelen caer sobre todo en el sur o son interceptados por el sistema de defensa antiaérea.

Este miércoles de mañana, Omer, de 27 años, contemplaba con desolación los cristales que cubren el asfalto de su calle, pero sobre todo los apartamentos de un edificio delante suyo, por completo destruido.

“Estoy asustado por los próximos días”, señala este joven con aspecto deportivo.

- “Traumático” -

Cuando escucharon las sirenas, Omer y su compañero de apartamento verificaron que todos estuvieran bien en su edificio, antes de entrar al refugio antiaéreo subterráneo.

“Hay una anciana que vive sola, la trasladamos al refugio”, explica. “Escuchamos a niños y sus madres gritar. Es traumático, todavía no lo asumo”, afirma.

El martes de noche, Hamás advirtió que atacaría con firmeza al Estado judío tras la destrucción por parte de la fuerza aérea israelí de un edificio en Gaza, donde había oficinas de funcionarios del movimiento islamista. Después de un ataque contra otro edificio en Gaza, el grupo tomó represalias lanzando una andanada de cohetes hacia Tel Aviv.

Desde el lunes, cinco personas murieron por los lanzamientos de cohetes contra Israel y decenas más resultaron heridas, informaron la policía y los servicios de socorro. En Gaza, al menos 53 personas murieron en los bombardeos israelíes, entre ellas 14 niños, de acuerdo a las autoridades locales.

No obstante, este estallido de violencia, el peor en los últimos años, no impresionó a Shai Amir, quien recuerda los misiles disparados por Irak contra Israel, en 1991 durante la Guerra del Golfo.

“Portábamos máscaras antigases”, recuerda este hombre de 46 años, que siendo adolescente vivía en un kibutz en el centro de Israel.

“Por supuesto, debemos continuar cuidándonos y bajar a los refugios”, señaló este residente de Givatayim. “Pero, es nuestra realidad y continúo viviéndola, no queda otra opción, ésta es mi casa”, añade.

Para poner fin a esta situación, no existe otra opción que entablar discusiones políticas con el “enemigo” palestino Hamás.

“La gente de allí (en Gaza) y de aquí debemos poder vivir en paz”, continuó. “Y eso es responsabilidad de los gobiernos”, apostilló.

Con información de AFP.

El neumólogo Carlos Morínigo, coordinador de contingencia del Ineram, lamentó que actualmente hay personas contagiadas de Covid-19 que están muriendo en sus viviendas, ya sea porque no acuden a los hospitales o porque ya van de manera tardía.

En entrevista con la radio 650 AM, el doctor Carlos Morínigo reportó que el Ineram sigue lleno de pacientes con Covid-19 y el personal ya está agotado de tanto trabajo. A todo esto se suma el factor climático que trae consigo otros males como la influenza, según agregó.

“Seguimos insistiendo a la ciudadanía para que sigamos cuidándonos. Gracias a la campaña de vacunación masiva se logró contener la influenza, que en su momento también se llevó a muchas personas", indicó.

En otro momento comentó que actualmente es “una bendición hoy en día conseguir una cama de terapia intensiva”. Estimó que habría 150 aguardando un lugar en UTI, y que de este número, probablemente la mitad se muera.

"Hay gente que se muere en su casa. Son distintas situaciones, algunos no acuden a los hospitales, otros ya van tarde; otros van pero ya no encuentran lugar en los hospitales y ahí empiezan las complicaciones. Esta es una enfermedad que es una caja de Pandora, totalmente imprevisible. Hay pacientes a quienes se le dio de alta y 7 o 15 días después recaen y mueren", señaló el entrevistado.

Morínigo reiteró por último el uso de las mascarillas y el cumplimiento del distanciamiento físico.

La Cámara de Diputados inició la sesión extraordinaria en la que tratará el pedido de pérdida de investidura del diputado liberal Carlos Portillo, acusado de negociar nombramientos en dicho órgano legislativo. Se necesita de una mayoría simple para su remoción.

A propuesta del diputado Ramón Romero Roa, se declaró cuarto intermedio en la sesión ordinaria de la Cámara Baja que se encontraba en curso para volver a convocar a una sesión extraordinaria que inició cerca del mediodía.

Con 44 diputados conectados de forma virtual y 17 presentes en sala se dio inicio a dicha sesión que tiene como único punto del orden del día el tratamiento del pedido de pérdida de investidura de Carlos Portillo, quien fue acusado por tráfico de influencias luego de la filtración de una serie de audios.

En las grabaciones difundidas en la jornada de ayer, se lo escucha al parlamentario liberal negociando nombramientos en la Cámara de Diputados, además de gestionar otros asuntos del ámbito político y judicial.

A propuesta del diputado Sebastián Villarejo, en esta sesión extraordinaria se estarían desarrollando las acusaciones, argumentaciones y aclaraciones correspondientes.

Posteriormente, para las 14:30 hs se estaría convocando otra nueva sesión, a modo de que Portillo pueda hacer uso del ejercicio del derecho a la defensa.

Football news:

Lewandowski about 1:1 with Spain: Our plan worked. Poland will not be the favorite in the game against Sweden
Pau Torres: Spain will do everything to reach the next round of the Euro. You need to believe in yourself
Enrique pro 1:1 with Poland: I expected more superiority from Spain. No one said that it would be easy
Rodri ob 1:1 with Poland: We are very disappointed. The pitch was not in the best condition, but this is no excuse
Alvaro Morata: Spain had a chance to beat Poland. I am grateful to Luis Enrique for his trust
Kozlowski broke the Euro record by playing for Poland at 17 years and 246 days. He surpassed Bellingham
For the first time since 1996, Spain has no wins after two rounds at the Euro. Then it reached the playoffs