Uruguay
This article was added by the user . TheWorldNews is not responsible for the content of the platform.

La ola de calor que atraviesa Brasil ya tuvo efecto en Uruguay: ¿por qué?

Tras atravesar el invierno más caliente de su historia, Brasil recibió la primavera con una fuerte ola de calor que alcanza a varios puntos de su territorio. Las temperaturas han superado los 40 grados, y los pronósticos apuntan a que ese panorama continuará en los próximos días.

Este fenómeno ya tuvo un pequeño efecto local, porque el país vecino solicitó apoyo y le compró excedentes de energía a Uruguay para cubrir picos de consumo. Los datos oficiales muestran que eso ocurrió durante dos horas en la noche del lunes 25 de setiembre. El intercambio por 796 MWh se realizó a través de la estación conversora de Melo-Candiota, y también por Rivera.

Uruguay no exportaba al país norteño desde mediado de agosto, cuando hubo otra operación puntual, pero en modalidad de emergencia por 965 MWh. Vale recordar que en los últimos meses de 2022 y varios de 2023 había sido Brasil quien auxilió al sistema eléctrico que gestiona UTE, tomando en cuenta la fuerte sequía que afectó al territorio nacional. Eso sirvió para abaratar costos de generación térmica y cuidar el agua.

Estas operaciones son puntuales y distan de lo ocurrido en 2021 cuando hubo récord de exportación.

Ventas a  Argentina

Por otro lado, como informó El Observador, a principio de setiembre Uruguay había vuelto a comercializar energía hacia Argentina para complementar el abastecimiento de sus sistemas.

Esos intercambios se dieron durante 12 días de setiembre, por un total de  65 GWh. En el acumulado de 2023 las ventas hacia la vecina orilla suman apenas 220 GWh, muy por debajo de años anteriores, con algunas operaciones que se dieron a principio de 2023 y luego recién a partir de agosto.

“En el marco de la ola de calor en Brasil, nos está solicitando el apoyo con energía eléctrica de forma puntual. También vendimos en estos días a Argentina de manera coyuntural.  Por lo cual valoramos todo lo que tiene que ver con la integración energética, ellos nos apoyaron en la sequía”, declaró el lunes la presidenta de UTE, Silvia Emaldi.

Represas a tope

Las colocaciones de excedentes a la región son posibles por la mejora de aportes que tienen las represas hidroeléctricas.

Emaldi explicó esta semana que las precipitaciones abundantes han hecho que las tres centrales en el río Negro tengan “aportes muy importantes de agua”. En el caso de Bonete “que en momentos de sequía no llegaba a 73 metros, ahora está en el orden de 80 metros”, detalló a modo de ejemplo. “Hemos pasado de tres años de sequía a tener abundantes lluvias”, añadió.

Las  centrales se han mantenido con sus vertederos abiertos durante los últimos días. Por ejemplo, el lunes el caudal promedio evacuado por Salto Grande fue de 10.675 metros cúbicos por segundo. Para la semana de estudio existen previsiones de precipitaciones para Bonete y cuenca inmediata de Salto Grande.

Generación eléctrica

En lo que va del año el 38,3% de la demanda de energía en Uruguay fue abastecida con energía eólica. Se completa con hidráulica (24,6%), importación de Brasil (14,9%), térmica (10,2%), biomasa (8,3%) y solar (3,5%), según datos de ADME.