Spain

Aprobados y suspensos granotas: Dani Gómez levanta el ánimo

Cárdenas: Personalidad en su estreno en Primera División. Se repuso de un despeje dudoso y fue a más. Sin embargo, Marco André remato con precisión a la esquina y poco pudo hacer en el gol rival. Mostró buenas maneras. Sacó una gran mano al final del partido.

Son: Lo pasó mal con la dupla Óscar Plano-Nacho. En la jugada del gol, el '10' le ganó la espalda tras un ataque rival y, con la opción de Nacho por fuera, centro a placer para la llegada de Marco André.

Postigo: Recibió la primera amarilla del encuentro fuera de zona. Le pesaron las transiciones al espacio de los delanteros del Valladolid, siempre móviles e impredecibles. Paco López reforzó primero con Malsa y más tarde con Róber Pier.

Vezo: Volvió al sector izquierdo tras probarse por la derecha frente al Alavés. Perdió de vista a André en el gol, que cabeceó sin oposición.

Clerc: Al lateral catalán se le ve muy conectado con la causa. Voluntarioso y contundente en el carril zurdo. Cuando el equipo perdió metros, perdió influencia. Sin embargo, su importancia está fuera de toda duda. Dueño del lateral.

Rochina: Su calidad está fuera de duda, es de lo más brillante del equipo, genera fútbol, pero estos partidos se juegan con algo más. Se despistó en una segunda jugada aparentemente sin peligro en campo rival que acabó en gol del Valladolid. En esos detalles, muchas veces, están los encuentros.

Malsa: Asentado en el once, es la pieza que buscaba Paco López para ejercer de ancla en su equipo. Dinámico para las coberturas y con buen trato de balón hacia adelante. Le falta algo de contundencia y agresividad, especialmente en el juego aéreo, pero es indiscutible. En el segundo tiempo se incrustó entre centrales.

Melero: Poco participativo en la creación y alejado de la zona de finalización. Jugó en el doble pivote, donde le guta, acompañado además por dos jugadores en los costados que le restan protagonismo a la hora de elaborar para soltarse en ataque. Pero no acabó de asomarse en zona de tres cuartos. Fue el primer sustituido.

Campaña: Tras un partido gris, tomó la responsabilidad desde el punto de penalti sin Roger ni Melero sobre el terreno de juego. Finalmente, tuvo que ser él. Lo que es el fútbol. Con dedicatoria especial, además.

Morales: Comenzó muy responsabilizado el 'Comandante', tratando de llevar peligro a la portería de Masip desde el primer minuto. Sin embargo, su influencia se fue diluyendo con el paso de los minutos, y también la gasolina. Dejó su lugar a Dani Gómez.

Roger: Todavía algo falta de ritmo, su presencia es un soplo de aire para el equipo. Intenso en la presión y siempre, siempre, peligroso en zona de finalización. Pero tuvo poco balón, que no lo necesita tanto, y menos oportunidades, de las que vive.

Cambios

De Frutos: Entró por Melero y cambió el dibujo en el centro del campo, con Campaña en el doble pivote. Pasó por el carril derecho para acabar más arriba.

Dani Gómez: En su primera aparición fue amonestado tras derribar a Óscar Plano en la medular. Provocó un penalti que vale oro. Se vino arriba tras la jugada.

Róber Pier: Cambió la distribución, pasando a defensa de tres, con De Frutos y Clerc como carrileros.

Coke: Ocupó el costado derecho en la zaga con carrileros largos, pasando a De Frutos a posiciones más adelantadas.

Sergio León: Cerca de cazar un centro de Coke en el seguno palo en el tramo final. Ya habría sido la traca.

Football news:

El hermano de chalov se trasladó a la Indžia Serbia
Barcelona no firmará a García en invierno por problemas financieros
Rogers sobre el empate con Everton: No hubo suerte de que Leicester no anotara el segundo gol
Ancelotti goleó 1-1 al Leicester: No recuerdo que Gámez anotara antes con la derecha
Andrea Pirlo: en mi temporada 1 en la Juve, estábamos detrás del Milan, pero tomamos el título. Todo depende de nosotros
El juez se equivocó dos veces. De Gea empujó y con nuestro gol anulado no hubo falta. Sulscher sobre la pérdida de Sheffield
Maguire sobre la derrota ante Sheffield: le Dieron a su rival dos goles, no jugaron al nivel que esperaban