logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo
star Bookmark: Tag Tag Tag Tag Tag
Spain

Ayuso incluirá a hombres fuertes de Casado en su equipo de Gobierno

El frenazo que el puente del 15 de agosto impone al ritmo político se suma al parón por agotamiento, de forma que Partido Popular y Ciudadanos se han tomado en Madrid unos días para la conformación del equipo de Gobierno de coalición con el que afrontarán la próxima legislatura. De ahí que la presidenta Isabel Díaz Ayuso y el vicepresidente, Ignacio Aguado, tengan algún día extra para decidir la composición de los equipos antes de hacerlos oficiales el lunes por la tarde en la sede de la Comunidad.

En total serán 13 las consejerías pactadas por ambos partidos, cuatro más de las existentes en la actualidad. Un incremento que se justifica por la necesidad de dividir y repartir las competencias. De ellas, siete serían para la formación de Isabel Díaz Ayuso -quien se reserva para su grupo áreas básicas como Hacienda y Sanidad- y otras seis para la de Ignacio Aguado.

Sin cortapisas

El Partido Popular asegura que no vetará ninguna propuesta de Cs, ni siquiera Garrido

Pese a que ambos han pedido discreción a los suyos, los corrillos montados el mismo miércoles al término de la sesión de investidura permiten elucubrar con bastante probabilidad de éxito parte de la alineación titular de consejeros. Especialmente la que concierne al PP, para la que Ayuso tirará de algunos hombres fuertes de Casado, evidenciando la sintonía existente con el presidente nacional del partido.

Ya tengo “claro lo que quiero hacer, aunque quedan por cerrar algunas cosas”, reconocían el mismo miércoles fuera de micrófonos. “Es complicado porque quieres contar con todo el mundo y porque tenemos un gran banquillo, pero quiero hacer el mejor equipo y las mejoras que pueden encabezar este proyecto”.

Reparto del poder

El Gobierno de coalición tendrá trece consejerías: siete para el PP y seis para Cs

Entre los dirigentes alineados con la dirección nacional destacan viejos conocidos como Javier Férnández-Lasquetty, el arquitecto de la fallida privatización sanitaria de Madrid reubicado como jefe de gabinete del presidente del PP, Pablo Casado, tras tener que dimitir por la decisión del Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) de mantener la suspensión cautelar del proceso. Hombre fuerte de Aguirre, su dimisión llegó en enero de 2014, con Ignacio González en la Presidencia, pero no dejó la primera línea de la política hasta finales de año, cuando renunció también a su acta de diputado en la Asamblea de Madrid, para instalarse en Guatemala, donde trabajó en la Universidad Francisco Marroquín hasta ser repatriado por el actual líder del PP.

Otro habitual de los titulares de la prensa nacional es David Pérez. El polémico exalcalde de Alcorcón ha protagonizado diversas salidas de tono por algunas posturas y comentarios machistas, homófobas y clasistas. Entre ellas destaca su definición del feminismo como algo “rancio, radical, totalitario” y su incredulidad por el hecho de que “marque e imponga la agenda política”. A sus defensoras, Pérez las llamó “mujeres frustradas o fracasadas como personas que vienen a dar lecciones a las demás de cómo vivir y pensar”. De ellas comentó que eran “el mayor atentado contra la dignidad del hombre en toda la historia”.

Lasquetty y Pérez ocuparían las consejerías de Presidencia y de Justicia, Interior y Víctimas del Terrorismo, a tenor de las primeras filtraciones escuchadas en los pasillos de la Asamblea de Madrid. Aunque el peso específico de ambos queda, sin embargo, en cuarentena dado que el reparto de carteras, incluida Presidencia y Vicepresidencia, se repartirá entre PP y Ciudadanos en el primer Ejecutivo de coalición de la Comunidad de Madrid.

A ellos se sumarían el actual viceconsejero de Economía, Miguel Ángel García, o el exportavoz del PP en la Asamblea, Enrique Ossorio. Éste último es persona clave de Ayuso en la fase de negociación abierta tras las elecciones y superviviente del ‘cifuentismo’ del PP tras haber salido indemne de una denuncia de acoso laboral interpuesta en la anterior legislatura por la exdiputada popular Elena González-Moñux.

Desde las filas naranjas también hay quinielas. Ángel Garrido –expresidente regional por el PP y fichaje de Cs en la última campaña– es el que más papeletas tendría para ocupar muy posiblemente la Consejería de Transportes. El líder del PP, Ignacio Aguado, considera clave su experiencia y su conocimiento de la Comunidad para su puesta al día en la que será la primera incursión de Ciudadanos en la Administración pública de Madrid. Por su parte, el parlamentario regional Alberto Reyero suena para Asuntos Sociales y Familia.

La esperada incomodidad que podría producir la presencia del expresidente regional –ahora en las filas naranjas– en un consejo de Gobierno por su conocimiento excelso del funcionamiento del PP ha sido rebajada desde Génova asegurando que “no vetará ninguna de las propuestas de los perfiles de Ciudadanos, ni si quiera a Ángel Garrido”.

All rights and copyright belongs to author:
Themes
ICO