Spain

Iceta se despide de Bilbao: «Gracias por todo, os llevo en mi corazón»

Con una salva de aplausos han despedido al obispo saliente de Bilbao, Mario Iceta, los asistentes a la misa de acción de gracias que ha presidido el prelado en la catedral de Santiago esta mañana. La ceremonia ha sido su último acto oficial en Bilbao, antes de tomar posesión el próximo sábado de la sede metropolitana de Burgos. «Gracias por todo, os llevo en el corazón y hasta siempre. Que Dios os bendiga siempre, hasta pronto», ha dicho Iceta al término de la ceremonia y antes de impartir la bendición.

La eucaristía de esta mañana ha cerrado una semana que Iceta ha dedicado a despedirse de diversos colectivos, desde los sacerdotes ordenados en los últimos diez años hasta Cáritas, pasando por los propios trabajadores de la curia diocesana, en Begoña. Como medida preventiva frente a la pandemia, y como ya se ha convertido en habitual, la ceremonia de esta nañana se ha celebrado con un aforo limitado al 30% de la capacidad del templo, con los bancos ocupados por una o dos personas. El asegurarse una plaza ha animado a unos cuantos feligreses que una hora antes de que empezara la misa formaban una cola en la plaza de Santiago para entrar en la catedral. La limitación ha hecho que casi hubiera más sacerdotes concelebrando la ceremonia que asistentes.

Iceta ha dado «gracias por el minsterio que me ha concedido el Señor ejercer en estos 12 años. Hace 12 años recibí la ordenación epsicopal en esta catedral de manos de Don Ricardo, y 12 años después el Santo Padre me pide otra tarea en la Iglesia», ocupar la cátedra del arzobispado de Burgos. «Quiero dar gracias por las bendiciones enormes, grandes, intensas que el Señor me ha concedido durante este tiempo», ha añadido. En su despedida final ha aludido a su sucesión. Citando a su amigo Carlos Escribano, nuevo arzobispo de Zaragoza, ha dicho que «el mejor vino está por venir».

En la Iglesia «ninguno somos imprescindibles, es la sucesión apostólica. Esta es también la hermosura de la Iglesia, vamos pasando el testigo, cada uno con su impronta, su modo de ser y hacer las cosas. Llegan otros con otra impronta y van enriqueciendo con sus dones a la Iglesia», ha observado. «Yo estoy seguro de que el Santo Padre proveerá, como esta diócesis se merece, aquel pastor que puede cuidar con todo corazón de vosotros. Sabéis cuál es mi preferencia y estoy seguro de que el Señor abre siempre los caminos que más nos convienen».

No es un secreto que Iceta considera que la persona más adecuada para tomar su testigo es Joseba Segura, obispo auxiliar y, hasta que se resuelva la sucesión, el administrador apostólico de la diócesis. Segura también se ha despedido de Iceta en un breve discurso, en el que no ha faltado el humor: «12 años como obispo no es poco. No está nada mal para ti que, como he podido leer recientemente, cuando sentiste tus primeras inquietudes voacionales, contactaste con un sacerdote diocesano que te comentó que no veía clara la cosa, que tal vez esto no era lo tuyo». Segura ha destacado que «en estos 12 años has trabajado con mucha gente, con personas de sensibilidades muy diversas, intenando encontrar el tono y los mensajes adecuados. En esos encuentros has dejado huella en muchos a los que tu marcha les causa tristeza». Ambos prelados se han unido en un fuerte abrazo.

Football news:

Neymar: Agradecido a Dios por el carisma. Tengo el Don de ser diferente del resto
Wayne Rooney: Es hora de liderar a la generación más joven. Tuve una gran carrera
Lineker sobre Rooney: uno de nuestros mejores jugadores. Inglaterra habría ganado la Eurocopa 2004 si no se hubiera lesionado
Chelsea le dará a Drinkwater un tercer contrato, Kasympash. No ha jugado desde febrero
Neymar: me he convertido en un ícono e ídolo en el fútbol. El coraje es mi principal ventaja
Ole-Gunnar sulscher: el Liverpool quiere ganarlo todo. El Manchester United sabe que puede vencer a cualquiera
Messi se perdió el entrenamiento del Barça de hoy