logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo
star Bookmark: Tag Tag Tag Tag Tag
Spain

La utopía europea del Leganés pasa por el fortín de Butarque

El Leganés juega hoy contra el AthleticButarque. Las cuentas, admiten al sur de la capital, están más que complicadas. Pero no imposibles. De vencer a los leones, habrá fe pepinera siempre y cuando se gane hoy y se repita triunfo en casa ante el Celta el sábado (18:30) en una concatenación de victorias que, ahí sí, daría alas a los de Pellegrino.

El sueño continental pasa por mantener el fortín de Butarque (sólo dos derrotas esta temporada), aunque admiten al sur de la capital que la derrota ante el Villarreal del domingo mermó muchas opciones. Aun persiste el malestar por la imagen dada en La Cerámica. 

El caso es que las cábalas que se hacen en el vestuario son relativamente sencillas. También relativamente utópicas. Dicen en el cambiador que la única vía posible para entrar en esos puestos es la de escalar a la 7ª posición, plaza que ahora ocupa precisamente el Athletic (de ahí la importancia del duelo de hoy) con 46 puntos.

En Leganés creen que esa 7ª posición se moverá en la orquilla de los 55-57 puntos al final del campeonato. Con 15 en juego en las cinco jornadas restantes, aún hay opciones de lograrlo haciendo pleno o casi pleno. Difíci, sí, pero no imposible.

El reto de tres victorias seguidas

Si el Leganés venciese los dos partidos consecutivos que afronta ahora contra el Athletic y el Celta, sumaría 47 puntos a falta de las tres últimas jornadas, fechas en las que se medirá a hipotéticos rivales directos por los puestos europeos y a equipos que podrían no jugarse nada en ese tramo final del campeonato.

A saber, el viernes 3 de mayo el Leganés visitará ante el Sevilla (rival europeo) para, después, cerrar el campeonato ante el Espanyol (en casa) y el Huesca (fuera). Puede darse el caso de que ni pericos, ni oscenses se jueguen nada para entonces. Llegar a esos dos partidos con 50-51 puntos mantendría viva la ilusión. Es decir, que el Leganés, creen en el vestuario, necesita hacer pleno los tres próximos partidos para seguir con esperanzas europeas en esos dos últimos partidos.

Plan B: lograr 50 puntos

Lo normal, cuentan en el interior del vestuario, es que no se consiga. Es decir, que el Leganés no llegue a esas dos últimas jornadas aun ilusionado por alcanzar la 7ª posición. En tal caso, dentro del equipo se han planteado un siguiente reto: terminar la temporada con, al menos, 50 puntos.

Una suma simbólica que no sólo mejoraría la puntuación histórica del Leganés en Primera, que es de 43 puntos (ahora tienen 41), sino que dejaría al equipo seguramente en la zona media de la tabla al finalizar el campeonato, posición relevante (y satisfactoria de conseguirse) porque en las dos temporadas anteriores del equipo en la élite los pepineros siempre acabaron en la 17ª plaza, la primera inmediatamente después del descenso.

Themes
ICO