logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo
star Bookmark: Tag Tag Tag Tag Tag
Spain

Sánchez en el Quebec y la empatía presidiaria

13 min

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, tiene prisa por hacerse un álbum internacional de fotos y entre la Festa de la Rosa en Gavà y una instantánea con el bello Trudeau en el Quebec no hay color. Sánchez está en la onda del premier canadiense. Cuarentones guapos y poderosos, además de sensibles y con inquietudes. Ejercen el cargo con suavidad no exenta de firmeza. Carecen de complejos y compiten en lo de romper con la pana. En Canadá es legal vender hachís, fumar porros y cultivar la marihuana, pero Sánchez no ha viajado hasta las confines del Polo Norte para exportar el modelo psicotrópico de Trudeau, sino para estudiar el caso "quebechuá".

La ilustración de portada de El País parece el catálogo de unos grandes almacenes. Hay que mirar dos veces los calcetines a topos de Justin y sus zapatos marrones de piel de alce con cordones a juego con el terno. Sánchez luce más sobrio. Los dos se sientan con una pierna sobre la otra, como sincronizados. Magnífica estampa para Sánchez, que se codea con lo más granado de todas las Américas en sus viajes relámpago alrededor del planeta. Le acompaña por primera vez su señora, Begoña Gómez, que se reunirá con Melania Trump en otra instantánea para la historia de la moda.

Dicen en la crónica de El País que "Pedro Sánchez está lanzado en su política de gestos hacia la Generalitat y ya no evita ningún charco. Ni siquiera el de Quebec, donde este domingo visitaba al primer ministro canadiense, Justin Trudeau. El presidente dijo que esta región, que tuvo un referéndum de autodeterminación en 1995 y ahora ve al independentismo hundido en las encuestas, “es un ejemplo de que desde la política se pueden encontrar soluciones a una crisis secesionista aunque cada país tiene sus caminos”".

elpais (24 IX)

Continúa la pieza: "Sánchez aprovechó su visita a Quebec, la región más conocida del mundo, con Escocia, por sus fallidos referéndum de independencia, para lanzar un mensaje de fondo sobre Cataluña. No solo defendió que la política tiene que ser capaz de encontrar una salida al margen de la vía judicial, y aseguró en modo optimista que “estamos en el camino de resolver el problema”, sino que además no desautorizó tanto a la delegada del Gobierno en Cataluña, Teresa Cunillera, que se mostraba a favor de los indultos a los presos independentistas, como a la vicepresidenta, que planteaba que deberían salir de la prisión preventiva si se alarga el juicio. Sánchez, que reivindicó la mejora de las relaciones con la Generalitat, no dudó en pronunciar la palabra indulto en un contexto positivo, aunque sin adelantar ni mucho menos si lo concederá. “En relación con los indultos, la reflexión de la delegada del Gobierno, que yo comparto, es que en la política española, y especialmente cuando hablamos de la política catalana, falta empatía. Ha habido durante años un lenguaje grueso, de división. Hay que reivindicar la legalidad, pero se ha echado en falta la empatía. La prioridad es restablecer la convivencia”".

Es el de Sánchez el Gobierno del amor al prójimo, salvo a PP y Ciudadanos, culpables según la filípica de Ábalos en Gavà de la mala prensa del Estado en Cataluña. En el ABC no empatizan nada con el presidente y continúan dando tralla con los plagios en el libro de Sánchez&Ocaña sobre lo último en diplomacia económica. El último recuento son 161 líneas y 1.651 palabras de seis textos ajenos. A saber y del texto del diario monárquico: "Una intervención del propio Sebastián en el Congreso de los Diputados; un comunicado de la Presidencia española de la UE; una respuesta parlamentaria del Gobierno de Zapatero; una normativa de la Secretaría de Estado de Comercio; la nota de prensa de un Consejo de Ministros; y la ponencia de un embajador en una mesa redonda de la Universidad Camilo José Cela".

Más de Sánchez, que según El Confidencial se fue a la boda de un cuñado en helicóptero. Nivelazo. Del texto de El Confidencial: "Pedro Sánchez utilizó el helicóptero oficial para acudir a la boda de su cuñado, el hermano de su mujer, en un pequeño pueblo de La Rioja. El presidente del Gobierno voló desde la Moncloa hasta la base aérea de Agoncillo, a 57 kilómetros de Aldeanueva de Cameros, el destino final de su viaje, para luego recorrer en coche la última parte del trayecto. Como ya publicó el mismo medio, el líder socialista le está sacando mucho partido al helipuerto que tiene el complejo de la Moncloa y está usando con frecuencia los helicópteros Super Puma del 402 Escuadrón del Ejército del Aire destinados al traslado de importantes personalidades del Ejecutivo. Desde Presidencia, argumentan que el presidente del Gobierno lo es las 24 horas del día y que sus desplazamientos se valoran por "criterios operativos y de seguridad". El enlace familiar fue el pasado sábado 30 de junio".

El aeródromo de Agoncillo no es fruto del furor aeroportuario del cambio de siglo. Ya existía cuando la guerra civil. Sufrió intensos ataques aéreos de la aviación rebelde por un malentendido. Logroño había caído en manos de los sublevados sin resistencia alguna, pero pasaron días hasta que llegó la noticia de que la bandera "correcta" era la bicolor y no la republicana que ondeaba en el aeródromo.

En la prensa catalana, el plato fuerte es la entrevista con visita del director de La Vanguardia, Màrius Carol, al líder de ERC, Oriol Junqueras. Ahí van un par de las preguntas más interesantes con sus respuestas:

--"¿Lledoners es un centro de poder independentista?

--Lledoners es una prisión. Pero en ningún momento he dejado de ejercer mis funciones de presidente de ERC y recibir visitas de personas muy diversas que me permiten tomar el pulso a la realidad política y social del país.

--¿Se arrepiente de no haberse marchado, como Puigdemont?

--En absoluto. Y si mañana pudiera salir de prisión, sin lugar a dudas me quedaría en Cataluña, al lado de la gente".

Cuenta Carol que Junqueras está fuerte, practica deporte, imparte clases hasta de astronomía y que la comida en Lledoners no tiene nada que ver con la de Estremera. Magníficas cárceles las catalanas. Además, le arrea un sopapo a Casado en su carta de director: "Esta vez, en Valencia, ha dicho que la situación de Cataluña ahora se asemeja “a la Alemania de los años 30”, lo que parece un disparate y sobre todo demuestra desconocimiento de la historia. Y resulta ofensivo no sólo para los independentistas en el poder. Haría bien el PP en presentar alternativas acerca de cómo abordar el contencioso catalán, más allá de querer aplicar un 155 puro y duro, con suspensión de la autonomía y no sé cuantas cosas más".

Y sigue líneas después: "El nuevo presidente de esta formación debería hacer una inmersión real en este territorio para entender por qué una parte de los catalanes se han marchado emocionalmente del Estado. David Cameron, que era también un conservador, supo retener Escocia con sus afectos y sus propuestas. A él nunca se le hubiera ocurrido hacer según qué comparaciones ofensivas de la historia".

El referente de Cameron es controvertido, toda vez que también fue el promotor del referéndum del Brexit.

Otra interesante entrevista es la de Vilaweb a Hilari Raguer, nonagenario fraile de Montserrat en plenitud de facultades intelectuales. Acaba de publicar libro y rebate que los curas y monjas asesinados en la guerra civil fueran mártires. Afirma Raguer en el citado medio: "No els van matar per odi a la fe. Això sí que et fa màrtir. Els van matar perquè eren membres significats d’una institució, l’església, de segles vinculada al poder, les autoritats, els rics, i els potents i que sobretot durant la República havia estat molt contrària al règim i als interessos dels treballadors i la gent senzilla. Per exemple, quan el 1933 guanyen les dretes, anul·len la reforma agrària".

Considera el monje también que Cataluña debe tener ejército: 

--"És amb Raimon Galí i Joan Sales que vós enteneu una mica millor la mentalitat militar, doncs?"

--Amb Galí entenc la necessitat de fugir d’aquesta idea que és anticatalà tot allò que és militar. I per ‘militar’ entenc no sols l’exèrcit, sinó guàrdies municipals, agents rurals, bombers. Entenc un sentir de servei i de disciplina. Això ho necessitem. Necessitem Traperos. I em sap molt greu això que li passa a aquest home. Mira, t’explicaré una anècdota. A dret, d’estudiant, anàvem a veure judicis a l’Audiència. Devia ser el 1946. Va haver-hi un macroprocés contra l’Exèrcit Popular d’Alliberament. Al judici, la qüestió era si era una organització armada, amb molta més pena, o no. L’advocat deia que no. I el fiscal, que sí. I pregunta: ‘Coneixeu un exèrcit que no vagi armat?’ ‘Sí’, diu l’advocat. ‘Dos: la Creu Roja i la companyia de Jesús.’ Ha! Vull dir que hi ha organitzacions d’esperit militar que ho són de servei i de disciplina. I en necessitem, d’aquestes. I sense descartar un exèrcit del tot. Perquè, com a país independent, Catalunya ha de tenir un exèrcit. El Figueras de Costa Rica deia que havia eliminat l’exèrcit. Sí, però tenia una Guàrdia Nacional amb armes pesants".

24 de septiembre, santoral: Nuestra Señora de la Merced.

Themes
ICO