Argentina

Premios Oscar 2021: Mads Mikkelsen, el mejor malo es fanático de Lionel Messi

A que usted lo conoce, pero no retiene el nombre. Fue el malvado de Doctor Strange, Le Chiffre en Casino Royale (con el ojo tajeado enfrentaba a James Bond), aceptó ser el Dr. Hannibal Lecter en la serie homónima sobre el psiquiatra caníbal, y reemplaza a Johnny Depp, expulsado de Animales fantásticos 3.

Ah, y nos enteramos de que había construido la Estrella de la muerte en "Rogue One: Una historia de Star Wars".

Y nos cuenta en esta entrevista exclusiva, que, fanático del Barcelona y de Messi, le puso ese nombre a su perro.

Mads Mikkelsen dijo a Clarín: "Soy un gran fanático de tu Selección nacional". Y dio muestras de ello. Foto K&S

Mads Mikkelsen dijo a Clarín: "Soy un gran fanático de tu Selección nacional". Y dio muestras de ello. Foto K&S

En la película Otra ronda (Another Round, o Druk) es Martin, un profesor de secundario que con otros colegas decide experimentar bebiendo alcohol en horas de clase. El filme, candidato a dos Oscar, a mejor filme internacional y director, para Thomas Vinterberg, iba a estrenarse en la Argentina el jueves 29 de abril, pero con las salas cerradas en el AMBA, no hay fecha certera de eso.

De todo esto habló, vía Zoom, a solas con Clarín.

Como Le Chiffre, el malvado de "Casino Royale", la primera de Daniel Craig como James Bond. Foto Archivo Clarín

Como Le Chiffre, el malvado de "Casino Royale", la primera de Daniel Craig como James Bond. Foto Archivo Clarín

-¿Qué sentís cuando volvés a filmar en Dinamarca, en tu propio idioma?

-Se siente bien. Quiero decir, antes que nada, me pongo a trabajar con personas que amo y con las que he trabajado antes, así que siempre es muy agradable. Es mi propio idioma. Es mi historia, las historias vienen de un lugar que reconozco. Así que todo está bien al respecto. Pero no es como si tuviera que volver, hago algo interesante y vuelvo a Dinamarca, no es que estoy buscando algo distinto en otro lugar.

Con Thomas Vinterberg, el director que es candidato al Oscar por "Otra ronda". Su hija murió durante el rodaje. Foto K&S

Con Thomas Vinterberg, el director que es candidato al Oscar por "Otra ronda". Su hija murió durante el rodaje. Foto K&S

-¿Y cómo definirías tu relación con Thomas Vinterberg?

-La cosa es muy fuerte, trabajamos siete, ocho años atrás, en La cacería. Y ésa fue una experiencia maravillosa, fue un momento de cambio de carrera para mí y la forma en que trabajamos juntos fue muy simple. Hablamos mucho sobre la historia. Nos aseguramos de estar en la misma página antes de empezar a filmar. Y cuando estábamos en desacuerdo en el set y había que corregir cosas, siempre fue muy fácil, nunca fue frustrante o nunca sentimos que íbamos en direcciones diferentes. Y la segunda vez fue aún más fácil. Así que no tenemos miedo de pisarnos los pies. Podemos decir, francamente, que soy bastante directo cuando queremos hacer algo y las cosas no salen lo suficientemente buenas...

Mads compone a un profesor de secundaria. Foto K&S

Mads compone a un profesor de secundaria. Foto K&S

-En la película, cuando Martin le pregunta a su esposa "¿Me volví aburrido?", ¿está revelando uno de los puntos centrales del filme?

-Se siente aburrido. Siente que su vida se ha detenido. Todo lo que soñó, nunca se cumplió. El quería estar en un trabajo diferente, y todo le recuerda que ya no es joven. Está enseñando a los estudiantes que son inmortales y toda su vida ha llegado a un punto muerto. Entonces, ser aburrido es parte de eso. Creo que es solo que se está dando cuenta de que el tren lo ha dejado. No lo atrapó. Está de pie en la plataforma, ¿OK? Entonces, obviamente, la película se trata de él, abraza la vida que tiene, recuerda vivir en el presente y no en el futuro. No en el pasado, sino aquí mismo.

Mads y Maria Bonnevie, su esposa en la ficción. Foto K&S

Mads y Maria Bonnevie, su esposa en la ficción. Foto K&S

Composición tema: el alcohol

-¿Hicieron un ensayo de cuando están borrachos? Porque imagino que ustedes no filmaron ebrios…

-No podíamos, no podíamos filmar borrachos, porque lo hacíamos todos los días, y luego tenemos una escena de borrachos y después una en la que estamos conduciendo un automóvil... Quiero decir, todos sabemos cómo es estar borracho, pero podríamos probar los niveles específicos de alcohol de los que también están hablando en la película. Así que probamos en los ensayos, cuando hicimos algunas de las escenas después de dos cervezas, después de cuatro cervezas, después de seis cervezas, y lo combinamos con el pequeño medidor de alcohol. Entonces filmamos el video y al día siguiente pudimos verlo y darnos cuenta de eso. No se sentía tan radical cuando bebíamos juntos, pero al día siguiente podías ver muchas diferencias, como tus manos que empezaban a moverse sin que te dieras cuenta. Empezás a hablar un poco diferente. Así que eso fue muy interesante.

Junto a sus colegas profesores del colegio, Martin (Mikkelsen) experimenta con el alcohol. Foto K&S

Junto a sus colegas profesores del colegio, Martin (Mikkelsen) experimenta con el alcohol. Foto K&S

-Y si bebés mucho alcohol, ¿te ponés feliz o te deprimís como Martin?

-Creo que el alcohol enfatiza el estado de ánimo en el que te encontrás. Si estás en un estado depresivo, a veces podés deprimirte aún más. Si estás en un estado feliz, puede volverte aún más feliz. Pero una de las cosas que hace es que te quita algo de peso de los hombros por un tiempo. Pero podés ponerte muy sentimental.

-¿Sos una persona que tiende a emocionarse, que las lágrimas les surgen fácilmente?

-No necesariamente. Dependiendo de la situación, ciertas cosas pueden hacer algo en vos porque estás en una determinada posición en tu vida, que podría cambiar en 10 años. Y luego será otra cosa. No, no me emociono demasiado. No, pero a veces sucede... Sí.

En "La cacería", también dirigido por Vinterberg, Mads ganó el premio al mejor actor en Cannes 2012. Foto AP

En "La cacería", también dirigido por Vinterberg, Mads ganó el premio al mejor actor en Cannes 2012. Foto AP

-¿Encontrás puntos en común entre Martin, el profesor de “Otra ronda”, y Lucas, el maestro de “La cacería", por la que ganaste en Cannes el premio al mejor actor?

-Obviamente ambos son profesores, tienen eso en común. Viven en sociedades pequeñas. Lucas es víctima de todo lo que le rodea. Todo a su alrededor explota o hace implosión. No tiene absolutamente nada que ver con eso. Martin, por otro lado, es su elección la que hace al papel de la película. Es obra suya. Está haciendo rodar la bola de nieve. Y Lucas, para nada.

Mads y una escena fundamental: pide a sus alumnos que elijan al mejor candidato político, sin mostrarles las caras. Foto K&S

Mads y una escena fundamental: pide a sus alumnos que elijan al mejor candidato político, sin mostrarles las caras. Foto K&S

-La escena en la que le preguntás a tus alumnos a quién de los tres candidatos votarían, de acuerdo a lo que beben, y sin saber quiénes son, es impresionante.

-¿Sabés? Es interesante que traigas esto… Una de las razones por las que Thomas hizo la película es que hemos hecho muchas películas sobre los peligros del alcohol, ¿OK? Y sabemos que puede arruinar familias y matar personas. Pero también hay un lado positivo, el lado que lleva a una conversación algo más grande, mejor. En la forma en que conocés a tu esposa o tu esposo, el alcohol suele estar involucrado, ¿OK? Y luego mirando a la Historia, ahí tenés a Churchill, por ejemplo, que gana la Segunda Guerra Mundial casi sin ayuda. Y estuvo absolutamente borracho todo el tiempo. Así que tomó algunas decisiones mientras estaba borracho. Eso fue genial, ¿OK?... Y luego Roosevelt. Pero obviamente tenemos a Hitler, que no bebe nada, y todo el mundo (los estudiantes en el filme) lo estaba eligiendo sin saberlo, como el mejor candidato del mundo. Así que eso es interesante. Echamos un vistazo al alcohol que solo ha estado aquí durante 7.000 años y ha hecho mucho bien. También ha hecho mucho mal. Pero Thomas quería ver el lado bueno.

Martin (Mads Mikkelsen) antes de ponerse a bailar. Foto K&S

Martin (Mads Mikkelsen) antes de ponerse a bailar. Foto K&S

-Fuiste bailarín antes que actor profesionalmente. ¿Thomas te permitió improvisar en la escena final?

-Hubo algo de improvisación en el sentido de que mientras yo hacía la coreografía con una coreógrafa llamada Olivia, pudimos pensar juntos. Por supuesto, algunas de las ideas son mías, pero el ritmo definitivamente es suyo. Una vez que estuvimos allí en el set, improvisamos un poco porque había algunos autos, algunos jóvenes, había un banco y entonces podíamos usar eso un poco. Pero trabajamos unos días solo para obtener los pasos y luego pudimos improvisar a partir de eso.

Ese banco, cerca del mar... Cuando lo vio, Mikkelsen lo incluyó en una escena coreográfica. Foto K&S

Ese banco, cerca del mar... Cuando lo vio, Mikkelsen lo incluyó en una escena coreográfica. Foto K&S

-¿Extrañás bailar?

-No, no, para nada no, es demasiado tarde. Tengo cincuenta y seis. No he bailado por casi 30 años. Fue divertido y agradable, pero obviamente no puedo hacer ni una fracción de lo que podía hacer hace 30 años.

-La película está dedicada a Ida, la hija mayor de Thomas (Vinterberg, el director). ¿Cuánto afectó su muerte a la película?

-Todo. La pregunta era ¿deberíamos detenernos ahora, o deberíamos continuar después de un par de semanas? Thomas decidió que deberíamos hacer la película por ella y en su memoria, en su espíritu, y nada cambió en los papeles. Creo que ya era una película que afirmaba la vida, pero lo fue más. Se convirtió en que cada respiro que tomábamos, era por ella. Así que creo que se convirtió más en un tributo a la vida de lo que hubiera sido sin lo que ocurrió. Pero es un precio demasiado alto a pagar. Todo cambió y sigue, y sigue siendo un desastre. Aún no ha terminado, por supuesto.

En "Rogue One: Una historia de Star Wars", como Galen Erso. Foto Disney

En "Rogue One: Una historia de Star Wars", como Galen Erso. Foto Disney

-Mirando hacia atrás, ¿qué te dejó tu participación en la saga de “Star Wars”?

-No sé. No sé exactamente, ya sabés, cuando la gente me llama y me quiere en una película, no les pregunto qué es lo que han visto (de mí). Pero, por supuesto, James Bond, Marvel y Star Wars me han colocado en algún lugar del mapa. Así que he tenido un público más grande que el que tendría si solo fueran películas danesas. Pero no sé específicamente qué ha logrado en mí. Obviamente, es lindo tenerlo en tu CV. Inventé la Estrella de la Muerte. Eso es muy cool.

Mads Mikkelsen como el Doctor Hannial Lecter, en la serie "Hannibal. Foto AP

Mads Mikkelsen como el Doctor Hannial Lecter, en la serie "Hannibal. Foto AP

-¿Y qué hay de “Hannibal”?

-Hannibal es un monstruo diferente, Hannibal tiene una página de fans que son muy dedicados, se llaman a sí mismos Faníbales. Fueron tres años con la misma gente y el mismo personaje, que es una situación única. Por supuesto, me encantó muchísimo y aprendí mucho de eso también, solo por la cantidad de tiempo y la cantidad de episodios que hicimos, así que Hannibal tiene un lugar muy alto en lo personal.

-¿Ya estás filmando “Animales fantásticos 3”?

-Bueno, terminamos hace dos o tres semanas aquí.

Mikkelsen acaba de terminar de rodar "Animales fantásticos y donde encontrarlos 3": reemplazó a Johnny Depp, que fue Gellert Grindelwald en las anteriores. Foto WB

Mikkelsen acaba de terminar de rodar "Animales fantásticos y donde encontrarlos 3": reemplazó a Johnny Depp, que fue Gellert Grindelwald en las anteriores. Foto WB

-¿Y cómo es tu Grindelwald, después de que Johnny Depp tuvo el mismo rol antes?

-No creo que sea tan diferente, quiero decir, la más grande diferencia es obviamente que yo lo estoy haciendo y Johnny hizo su versión. No estoy tratando de copiarlo en absoluto. Pero obviamente hemos encontrado algunas similitudes, algunos puentes entre lo que él hizo y lo que yo hago, para que el público no se sorprenda por completo. Pero sería un suicidio creativo intentar copiar lo que hizo, porque es un actor magistral y siempre copiar es lo peor que podés hacer.

Mads, además de malvado, tiene una carrera importante en dramas en su país natal, Dinamarca. Foto K&S

Mads, además de malvado, tiene una carrera importante en dramas en su país natal, Dinamarca. Foto K&S

-¿Tenés algún conocimiento sobre la Argentina, sobre nuestra cultura o nuestro cine?

-Ehh... El mayor conocimiento cultural que tengo de Argentina es Messi… Y no, quiero decir, claro, sé de Argentina. No, no quiero pasar una prueba, pero soy un gran fanático de los deportes. Entonces, quiero decir, obviamente, soy un gran fanático de tu Selección nacional, tus camisetas, y algunos de los mejores jugadores del mundo provienen de la Argentina. Así que es predominantemente ése es mi apego al país, creo.

-¿Sos un hombre deportista?

-Sí. Absolutamente.

El fanatismo de Mads por Messi es tal, que... Foto Reuters

El fanatismo de Mads por Messi es tal, que... Foto Reuters

-¿Y jugás al fútbol, o jugaste?

-Bueno, jugué, pero nunca en un club. He estado jugando al fútbol por diversión toda mi vida, pero jugaba handball, hacía gimnasia, jugaba basquetbol, bádminton. Pero soy un dedicado fan del Barcelona. Y un fan consagrado de Messi. Incluso mi perrito se llama Messi solo por eso.

Comentar las notas de Clarín es exclusivo para suscriptores.

Football news:

Unai Emery: Arsenal had the best chances to score, but Villarreal deserved to go further
Solskjaer on Manchester United's schedule: This was done by people who have never played football at this level. It is physically impossible for the players
Mikel Arteta: Arsenal were more dominant in the 2nd half, but were not good enough in the 1st
Sulscher reached the final of the European Cup for the first time as a coach. He won the Champions League final with Manchester United as a player
Arsenal did not reach any finals in a season for the first time since 2016
Emery is the first coach with 5 finals in one European Cup tournament
Villarreal will play in the final of the European Cup for the first time