En un partido chato, casi sin situaciones de riesgo y con un campo de juego en mal estado, Paranaense llega aquejado por seis casos positivos de covid-19 en su plantel, entre ellos el arquero titular y el suplente. 

Enfrente y con plantel completo, el equipo de Marcelo Gallardo pisa Curitiba con intención de hacerse dominador del juego, aunque sin precisión. 

El juego se detiene a los 20 minutos cuando Santiago Sosa choca con Léo Cittadini y el mediocampista brasileño pierde un diente, aunque sigue en cancha.

Poco después y en distintas jugadas, tanto uno como otro equipo reclaman sendos penales al árbitro colombiano Rojas Noguera por mano en cada una de las áreas, pero ninguno es cobrado siquiera a instancias del VAR.

Tras el descanso, River sigue con sus mismos once, pero empieza el complemento algo dubitativo, aunque insiste en ofensiva con la velocidad que le imprimen Matías Suárez y De la Cruz, este último un poco disperso luego de conocerse que su hermana estuvo involucrada en un hecho de índole policial la semana pasada. El uruguayo se iría reemplazado por el colombiano Jorge Carrascal.

Paranaense mete dos cambios que enseguida darían frutos: Walter escapa por derecha y habilita al también ingresado Bissoli, que recibe cómodo en la puerta del área y de media vuelta vence la estirada de Armani. En su primer disparo al arco, el local se pone en ventaja.

1 ATHLETICO PARANAENSE: Bento; Erick, Pedro Henrique, Thiago Heleno, Víctor; Wellington, Richard, Léo Cittadini, Eduardo; Reinaldo, Renato Kayzer. DT: Paulo Autuori.

0 RIVER PLATE: Armani; Montiel, P. Díaz, Pinola, Casco; Sosa, E. Pérez; I. Fernández, De la Cruz; Borré, M. Suárez. DT: Marcelo Gallardo.

Estadio: Arena da Baixada (Athletico Paranaense). Arbitro: Andrés Rojas Noguera (Colombia). 

Gol: 57m Bissoli (AP)

Cambios: 46m Walter por Eduardo (AP) y Bissoli por Renato Kayser (AP), 58m Carrascal por De la Cruz, 65m J. Alvarez por Borré