This article was added by the user Anna. TheWorldNews is not responsible for the content of the platform.

Efecto Post Debate Archi: Sichel agarra bandera del nepotismo tras emplazar a Provoste por trabajos de su esposo en el aparato público

“Yo creo que el nepotismo es una de las tragedias más grandes del Estado de Chile y quiero prohibirlo abiertamente”, comenzó diciendo el candidato de Chile Podemos Más, Sebastián Sichel, en el debate presidencial organizado esta mañana por la Asociación de Radiodifusores de Chile (Archi), en el que estuvieron presente seis de los siete candidatos a La Moneda (Franco Parisi, del Partido de la Gente, no estuvo presente por encontrarse fuera de Chile)

Con esta introducción, el exministro de Desarrollo Social le sacó punta a la pregunta que, a continuación, hizo a sus contendores, Gabriel Boric (Apruebo Dignidad) y Yasna Provoste (Nuevo Pacto Social): “¿Tienen algún pariente trabajando en el Estado o que ha realizado negocios con el Estado?”

La artillería del abanderado de Chile Podemos Más, sin embargo, no se agotó ahí. A esta pregunta sumó una que venía más afilada y con un blanco fijo: “Quiero preguntarle a la senadora Provoste si cuando ella era ministra, ¿Trabajaba en la Junji su marido, un servicio dependiente de ella directamente?”, inquirió.

La inquietud del candidato, claro, no era casual, ya que fue motivada por la información revelada por La Tercera, sobre el juicio que lleva adelante Contraloría contra dos exfuncionarios de la Junta Nacional de Auxilio Escolar y Becas (Junaeb) por la restitución de $860 millones, debido a presuntas irregularidades en el diseño, producción y distribución de la Tarjeta Nacional Estudiantil (TNE) en el 2015. Entre estos se encuentra el esposo de la candidata de la DC, Mauricio Olagnier Tijero, otrora jefe del Departamento de Logística de la institución.

Un reportaje que, en todo caso, fue publicado luego de otro trabajo periodístico, realizado por CNN-Chilevisión, donde se revelaron aportes irregulares de la industria pesquera a la candidatura a diputado de Sebastián Sichel el 2009.

“Es bien curioso: la candidata soy yo, no mi marido. Uno se pregunta si las mujeres tenemos que responder por los actos de nuestros maridos” respondió la abanderada, agregando que su cónyuge sólo había trabajado durante siete meses en la Junaeb, para luego pasar a la Junji, donde fue sacado de sus funciones tras asumir el primer gobierno de Piñera. “No fue director, ni jefe, no tomaba las decisiones. Era un coordinador, un funcionario a contrata”, profundizó Provoste, para acusar una “obsesión con mi marido”. A continuación, una frase sugerente para rematar: “La verdad es que yo no estoy preocupada de las esposas o de las queridas de nadie de ustedes”.

Fin al cuoteo (o pitutos) en el Estado

La bomba sobre el nepotismo lanzada por Sichel, fue rápidamente empalmada con una “salida por arriba”, esto es, presentar las primeras medidas para los 100 primeros días de su eventual gobierno.

Esta idea fue retomada por el candidato en una actividad que realizó tras el debate en Galería Cité Italia -comuna de Providencia-, en la que presentó las directrices para el inicio de su gestión.

En la presentación, sin embargo, no estuvo presente el vocero del candidato, el diputado Francisco Undurraga (Evópoli), ni Isabel Plá (UDI), otrora portavoz del exministro y que ayer renunciara a su comando de campaña, luego de una compleja semana para la candidatura del abanderado con denuncias de financiamiento irregular de una campaña a diputado en el 2009 y una solapada desafección de los partidos -particularmente el gremialismo- con el rumbo de la campaña.

En ese contexto fue que en la propuesta que difundió este mediodía el candidato, la primera lámina de las medidas presentadas contiene el capítulo titulado “Un mejor Estado al servicio de las personas”, donde su tercer punto es “Fin al cuoteo”.

En la actividad, la vocera programática del comando de Sichel, Victoria Paz, se refirió a este punto, haciendo la diferenciación entre “funcionarios públicos” y “operadores políticos”.

“Sebastián Sichel siempre ha dicho muy claro que tiene el mayor respeto por los funcionarios públicos. Él quiere terminar con los operadores públicos que le han robado la política a las personas. El problema son los operadores políticos”, enfatizó Paz en el lanzamiento de las propuestas.

En tanto, el Coordinador de Diversidad del equipo de campaña, Patricio Nawrarth, reforzó el punto: “Vamos a prohibir que familiares de parlamentarios o dirigentes políticos estén en el Estado por pitutos o cuotas. Tienen que estar por alta dirección pública”.

Se espera que mañana el abanderado de Chile Podemos Más presente nuevas vocerías en su comando, donde los partidos políticos de la coalición -tan cuestionados por el propio candidato- tomarán protagonismo de mayor institucionalidad para el bloque que sustenta su campaña.

También puedes leer: Invocación a Satán, el lápiz Bic y alusión a las “queridas” de los candidatos: Seis intervenciones ilustres que dejó el debate presidencial Archi

Volver al home para seguir leyendo más notas de The Clinic