Spain

Casado se identifica con el Gobierno «centrista» andaluz y promete que actuará igual en La Moncloa

Las elecciones autonómicas de Andalucía del 2 de diciembre de 2018 fueron la primera prueba de fuego de Pablo Casado como presidente nacional del PP. En Génova no daban un duro por la victoria de Juanma Moreno, pero una especie de carambola en las urnas, al sumar mayoría con Ciudadanos y Vox, permitió un cambio que los populares califican de «histórico». Ahora, dos años después, Casado se identifica plenamente con aquella victoria política, y también con el presidente de la Junta, Juanma Moreno, antiguo sorayista y centrista de pro. Andalucía, aseguró Casado, es el mejor ejemplo de las políticas que practicará cuando llegue al Palacio de la Moncloa.

El PP celebró ayer en Sevilla el segundo aniversario de aquellas elecciones que dieron lugar al cambio en Andalucía, en un acto en el que se habló mucho de «centrismo», nada de «derecha» y no se mencionó de manera expresa al otro socio del Gobierno regional, Ciudadanos, ni a Vox, que con sus votos permitió el cambio en esta comunidad autónoma.

Casado sí confesó que le gusta cómo se gobierna en Andalucía, con una coalición del PP y Ciudadanos, con el apoyo externo de Vox en momentos decisivos, como en la investidura. El líder de los populares remarcó que Moreno «puede gobernar pactando porque es del PP». Y acto seguido subrayó que él también podría hacerlo, porque el proyecto «centrista» y «transversal» es el mismo. En realidad, el PP aspira a absorber a Ciudadanos en el conjunto de España por la vía de los hechos, es decir, por la adhesión de sus votantes. Y no descarta en absoluto pactar después con Vox si fuera necesario, si así se alcanza la mayoría necesaria.

España, como Andalucía

Casado elogió la forma de gobernar en Andalucía, pero también el fondo, el contenido de las políticas. Estos días pasados, el líder del PP se refirió al «modelo de éxito» de la Comunidad de Madrid y recalcó que, de hecho, es el proyecto que él propone. En Génova subrayaron que es «el mismo modelo» que defiende todo el PP, y que tiene en la bajada de impuestos uno de sus ejes principales. Por eso, ayer en Sevilla Casado se volcó en alabar la gestión que está llevando a cabo Juanma Moreno, hasta el punto de asegurar que ya es una «referencia» para toda España, y un ejemplo claro de las políticas que él aplicará cuando esté en La Moncloa. «España se merece un Gobierno a nivel nacional que haga lo que estáis haciendo en Andalucía», sentenció.

Otra forma de gobernar, con un Ejecutivo «centrista», es posible, según defendieron tanto Moreno como Casado. El líder del PP aludió a esa mayoría silenciosa de centro-derecha que estaba latente en Andalucía antes de las elecciones de 2018, y que necesitaban un impulso ganador para hacerse visible. Él aspira a movilizar también en toda España a una mayoría «tranquila» que abarque todo el centro, y que llegue incluso a los socialistas decepcionados con el «partido sanchista», como llama ahora al PSOE de Sánchez. Prácticamente no hay discurso en el que Casado no lance un guiño a esos socialdemócratas que no se sienten representados en el sanchismo. Si el centro que el PP pretende ocupar llega hasta ahí, de forma definitiva dejaría sin hueco político a Ciudadanos.

Casado reniega de los extremos y de los radicalismos y ayer aprovechó para volver a reivindicar ese gran espacio de centro, que ha quedado más despejado por la cercanía del PSOE a Podemos: «No estamos cómodos en los extremos ni en la radicalidad. Estamos hartos de la polaridad».

Moreno, junto a Feijóo o Mañueco, es uno de los barones del PP que más ha empujado al partido de Casado a romper con Vox de forma definitiva y a reivindicar el centro de manera clara y sin titubeos. Estos barones nunca vieron bien el fichaje de Cayetana Álvarez de Toledo como portavoz parlamentaria.

El líder del PP andaluz presumió de presidir un Gobierno «centrista», que tiene el diálogo y el acuerdo por bandera, por primera vez en la historia de su comunidad. Apoyó plenamente a Casado en los pasos que ha dado para afianzarse en el centro nacional, y presumió de las bajadas de impuestos que ha aplicado en su región y que han supuesto, según dijo, un incremento significativo de la recaudación.

Ver los comentarios

Football news:

Brunu se llevó 4 premios al jugador del mes en 2020.Ronaldo, Henri y Lampard tuvieron la misma cantidad, pero por su carrera en la Premier League
Lev es el mejor entrenador de la década en selecciones nacionales, Deschamps es 2º, Shevchenko es el 17º (IFFHS)
Jefe de la Premier League: Pedimos a los jugadores que no se abrazen y cambien su comportamiento
El Milan fue cedido al Torino Maite hasta el final de la temporada con opción de compra.El Centrocampista del Torino Sualio Maite pasó al Milan
Ramos, debido a problemas en la rodilla, jugó en analgésicos con el Athletic
La elección de presidente del Barcelona está prevista para el 7 de marzo
Alex Ferguson: afortunadamente, estaba retirado cuando vi el juego del Liverpool en los últimos dos años