Spain

Casemiro, el 'jet lag' y el otro Kovacic que no llegó

El Real Madrid se dejó los dos primeros puntos de la temporada liguera en el partidazo de La Catedral. Está claro que los partidos de selecciones tienen una incidencia directa en el rendimiento de los equipos con más internacionales. Lo han sufrido el Barça, el Madrid y el Atlético, aunque los resultados hayan sido distintos. A Julen Lopetegui le cambió la hoja de ruta el jet lag con el que llegó Casemiro de los dos amistosos que disputó Brasil en Estados Unidos y contra El Salvador. El centrocampista se entrenó como pudo el jueves, pero el entrenador entendió que, con la Champions a la vuelta de la esquina y un solo entrenamiento de verdad, había que buscar una solución distinta. Toni Kroos ha jugado muchos partidos en esa demarcación, pero el Madrid perdió el equilibrio en el primer tiempo y la piedra angular de su fútbol desde la llegada del técnico guipuzcoano. Kroos, el principal pasador de toda la Liga, se vio obligado a un esfuerzo, que restó clarividencia al equipo. Ya en la segunda parte, con Casemiro en el campo, Kroos se reencontró, lanzó la jugada del gol y el Madrid bien pudo haber ganado. A Bale, tras jugar con Gales, le pesó demasiado el desgaste.

Habrá quien piense, incluso con razón, que Odriozola, Mariano, necesitando gol en San Mamés, e incluso Vinicius, ya deberían haber tenido minutos a estas alturas. El entrenador no se inmuta porque sabe que los dos primeros van a tener muchas oportunidades durante la temporada. Sin embargo, no hay que rebuscar en las hemerotecas para recordar que la única vez que Lopetegui pidió algo públicamente durante el mercado de fichajes fue cuando se confirmó la marcha de Kovacic al Chelsea. “Habrá que traer a alguien de su nivel”. Ya intuía que las ausencias de Casemiro no iban a tener tan fácil solución. Para que las estrellas luzcan, alguien tiene que hacer el trabajo oscuro.

Football news:

Ocampos hizo todo lo posible por el triunfo del Sevilla: primero anotó y luego se puso el suéter del portero y en el minuto 101 sacó un remate del portero Eibar
Pizarro terminó su carrera como jugador. Los jugadores del Werder Bremen lo sacudieron en sus brazos después del partido
Aitor Karanka: Cuando el Real Madrid gana, siempre se habla de árbitros
Guendouzi lleva dos semanas sin entrenar con el Arsenal por decisión de Arteta. Los londinenses pueden venderlo
Alexander elagin: Quieres vivir hombre con hombre, mujer con mujer, ¡vive! Pero no engordes a los niños
Pizarro terminó. Llegó a Werder Bremen 4 veces y se convirtió en una leyenda aquí
Lloris sobre la pelea con Son: es parte del fútbol. A veces sucede