Spain

La Fiscalía pide al TSJA que confirme condena a Ana Julia por asesinato alevoso

La Fiscalía ha pedido este miércoles al Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) que confirme la condena por asesinato con alevosía a Ana Julia Quezada por la muerte en febrero de 2018 de Gabriel Cruz, mientras que la acusación particular, que representa a los padres del niño, ha solicitado que además se tenga en cuenta que hubo ensañamiento. 

El alto tribunal andaluz ha acogido la vista para estudiar los recursos de apelación e impugnación presentados por las acusaciones pública y particular y por la defensa de Quezada, quien por su parte ha argumentado que debería repetirse el juicio para que pueda ser enjuiciada por un tribunal profesional y no por un jurado popular. 

Quezada fue condenada a prisión permanente revisable por el asesinato con alevosía y la agravante de parentesco de Gabriel Cruz, además de a tres años de prisión por lesiones psíquicas con la agravante de parentesco al padre del menor, Ángel Cruz, que entonces era su pareja, y a dos años y nueve meses de cárcel por otro delito de lesiones psíquicas a la madre, Patricia Ramírez. 

La Audiencia de Almería, tras el veredicto de culpabilidad de un jurado popular, también le impuso sendas penas de un año y medio de prisión por un delito contra la integridad moral con la agravante de parentesco al progenitor y otro, sin dicha agravante, a la madre de Gabriel. 

Durante la vista abierta al publico, celebrada durante algo más de una hora en la Sala de lo Civil y Penal y a la que no han asistido la acusada ni los padres del menor, la fiscal Elena María Fernández ha ratificado su recurso en el que pedía la confirmación íntegra de la sentencia, a excepción de los dos delitos contra la integridad moral contra los padres. 

La representante del Ministerio Público cree que las "actuaciones mendaces" de Ana Julia Quezada, con "excesivo, innecesario, gratuito y extremo" desprecio al estado emocional de los padres, ya estaban integradas en los delitos de lesiones por los que fue condenada y en el propio "autoencubrimiento" practicado. 

La fiscal también ha sostenido que no hubo ensañamiento, en contra de lo sostenido por el abogado de los padres, Francisco Torres, quien ha insistido en el error que supuso para el jurado, condicionado en su opinión por las instrucciones dadas por la magistrada Alejandra Dodero, al no tener en cuenta los informes médicos presentados por los peritos de esa parte. 

Asimismo, la fiscal ha asegurado que no se han quebrantado "en ningún caso" los normas y garantías procesales y que plantear ahora una supuesta contaminación del jurado resulta "extemporáneo", dado que el resto de partes, en el momento procesal oportuno, acataron las instrucciones de la magistrada y no formularon protestas. 

En este sentido, el Ministerio Público sostiene que la magistrada "ilustró" en determinados supuestos al jurado para hacer más comprensibles los hechos a "legos en derecho", y ha recalcado que no hubo "interpretación ilógica" o no racional de sus miembros. 

Por su parte, el letrado de la defensa, Esteban Hernández, ha pedido al tribunal "algo de cordura" al valorar unos hechos que considera "trágicos y que merecen un justo castigo", ni menor al que establece la ley pero tampoco mayor. 

En este sentido, ha abogado por que se puedan dejar de lado las "particulares antipatías" y la "demonización" contra Ana Julia Quezada, cuya conducta considera "improvisada" y "totalmente chapucera", y ha sostenido la "desmedida presión mediática" que tuvo este caso que recordó a la exhibición de un reo que se practicaba en la Edad Media, de ahí que pretenda que vuelva a ser juzgada por un tribunal profesional. 

Al término de la vista sobre los recursos, que han quedado vistos para sentencia, el presidente del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía, Lorenzo del Río, ha anunciado a las partes que la decisión de la Sala se conocerá "dentro de una semana aproximadamente".