Spain
An article was changed on the original website

Woody Allen cree que debería ser la imagen del movimiento #MeToo

Woddy Allen en una conferencia en el Teatro Jovellanos de Gijón ELOY ALONSO

El director defiende su expediente inmaculado con actrices durante su carrera e insiste en ser inocente de abuso sexual a su hija adoptiva

Woody Allen no parece estar dispuesto a dejarse arrastrar por la marejada del movimiento #MeToo. Es más, el director de 82 años cree que debería ser la imagen de la campaña, convencido de que es inocente de un caso de abuso sexual a su hija adoptiva cuando esta tenía 7 años, y alegando que apoya la causa de la lucha contra los depredadores sexuales en la industria del cine.

En una entrevista para un programa de televisión argentino, el realizador de Annie Hall y Hannah y sus hermanas insistió en que las acusaciones de Dylan Farrow, a la que adoptó durante su relación con la actriz Mia Farrow, son falsas, y que las autoridades ya determinaron su inocencia hace 25 años. "Eso fue el final de la historia y he seguido con mi vida", indicó Allen. "Es algo terrible acusar a una persona de algo así. Soy un hombre con una familia y mis propios hijos".

En enero de este año, la entrevista concedida por Farrow a la cadena CBS desató una tormenta alrededor del actor y director. Contó cómo Allen abusó de ella en una buhardilla en la casa de campo de su madre en Connecticut el 4 de agosto de 1992.

Varias actrices respaldaron de inmediato su versión y lamentaron el haber trabajado con Allen durante sus carreras, nombres como Greta Gerwig, Mira Sorvino o Ellen Page, metiendo al realizador en el mismo saco que Harvey Weinstein o Kevin Spacey, acusados por una multitud de distintos abusos sexuales.

"Lo que me molesta es que me vinculen con ellos", dijo Allen. "Gente que ha sido acusado por 20 mujeres, 50 mujeres, 100 mujeres de un abuso, y otro y otro. Y yo, que solo fui acusado por una mujer en un caso de custodia que fue revisado y probado ser falso, me agrupan con esta gente".

Además defendió su récord con mujeres de todo tipo durante sus muchos años de carrera. "Debería ser el chico del póster del movimiento #MeToo", dijo, "porque he trabajado en películas durante 50 años, con cientos de actrices y ni una sola -las grandes, las famosas, las que empezaban-, han sugerido jamás cualquier clase de indecencia. Siempre he tenido un expediente maravilloso con ellas".

Football news:

Inter quiere fichar a Kessieu. Milán había rechazado previamente el Intercambio por Gagliardini
Showsport apoya al periodista Ivan safronov, acusado de traición. Es un caso muy sospechoso
Mario Gómez, Pizarro, Emre, lomberts y otros héroes que terminaron su carrera este verano
Dyer fue descalificado por 4 partidos por una pelea con un aficionado en la grada
Georginho no está contento por jugar poco en el Chelsea. Sarri quiere invitarlo a la Juventus
La loca historia de un árbitro que olvidó las reglas y puso 16 penaltis extra. Todo debido a las nuevas reglas de la serie
Havertz le dijo a Bayer que quería irse. Chelsea está dispuesto a pagar 70+30 millones de euros por él