Uruguay
This article was added by the user . TheWorldNews is not responsible for the content of the platform.

Dólar, proteccionismo, el fin del “período más brillante de la humanidad” y más pautaron Día de la Exportación

Las exportaciones de Uruguay han tenido tiempos difíciles este año con una sequía que afectó la producción agropecuaria, un dólar bajo, el descenso de las importaciones de China, problemas con los permisos para ingresar productos en Argentina, entre otros factores internos y externos que marcaron la agenda, pero el presidente de la Unión de Exportadores (UEU), Facundo Márquez, optó por un discurso positivo en el “Día de la Exportación”, que se celebró ayer con un almuerzo en la Criolla Elías Regules.

Oficiaron de oradores invitados el presidente de la República, Luis Lacalle Pou; el presidente del Banco República (BROU), Salvador Ferrer; y expresidente del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), Enrique Iglesias.

Poco después de los discursos, la vicepresidenta de la República, Beatriz Argimón, se sentó en el escenario junto a la secretaria ejecutiva de la UEU, Teresa Aishemberg, quien fue la homenajeada del día por sus 50 años de trayectoria en la institución. Será sustituida por Margarita Valera, quien ya forma parte del equipo de la UEU.

El tono positivo de las palabras de Márquez en la apertura fue acompañado por los demás oradores, comenzando por Lacalle Pou, pero todos dejaron en claro los obstáculos a los que se enfrenta el país, como ser el diferencial cambiario y la dificultad para acceder a otros mercados. De hecho, Lacalle Pou mencionó que una de las razones de su presencia en el evento era “el momento en el que estamos” (en alusión a las restricciones que vive el sector exportador, aunque sin detenerse a profundizar).

Destacó que su gobierno y la UEU “siempre han estado del mismo lado” e hizo una enumeración de los objetivos del país y del sector, como ser el acceso a más mercados y también el acceso a mercados de manera preferencial, “con la convicción -dijo- de que al uruguayo, cuando se le abre la cancha, triunfa”.

“Por eso el proteccionismo que hay en la región nos empuja a desarrollar nuestras potencialidades”, agregó.

Tanto Lacalle Pou como Márquez recorrieron los “hitos” que -directa o indirectamente- han ayudado a las exportaciones, como la ley forestal, la ley de zonas francas y la ley de inversiones, así como el impulso que se le quiere dar últimamente a la producción de hidrógeno verde, entre otras políticas de Estado. Pero Lacalle Pou hizo énfasis en el desafío que significa el proteccionismo en la región y que lleva a Uruguay a desarrollar opciones comerciales.

En la misma línea, el presidente de la UEU dijo: “Hay que evitar restricciones comerciales desde el exterior. También hay que lograr un mejor acceso al crédito (internacional)”. Asimismo hizo alusión a los “acuerdos comerciales esquivos” a los que se han tenido que enfrentar.

Las exportaciones no tradicionales (sobre todo de software a EE.UU.) fueron destacadas por varios oradores, entre ellos Ferrer, al hacer referencia a los “grandes cambios” de las exportaciones en los últimos años y cómo el banco ha mantenido su misión de impulsar el desarrollo del país.

Cabe recordar que las exportaciones de servicios no tradicionales alcanzaron los US$ 3.000 millones en 2022 y se espera que la cifra sea superada este año. No obstante, Ferrer afirmó que la exportación de base agroindustrial (carne, arroz, soja) sigue siendo el pivote más fuerte.

Dólar

La caída del dólar en el año que afecta especialmente al sector exportador fue tema de conversación también entre los presentes, muchos de ellos agentes en esta materia que sufren el impacto.

Según la UEU, el manejo de la política monetaria ha impactado en el tipo de cambio, lo que afecta tanto a las exportaciones como al sector productivo. La UEU reclama además otras medidas, como reformas en el mercado laboral, además de mejorar la inserción internacional ya mencionada.

Lacalle Pou dijo que compartía “la visión y preocupación” de la UEU respecto al dólar, pero que “la caja de herramientas es acotada”.

En esa línea, enfatizó que su valor bajo se debe, entre otras cosas, al ingreso de divisas por las exportaciones y la inversión extranjera.

“Inversión extranjera que, entre otras cosas, tiene un resultado que para mí debería ser orgullo nacional, que es que el 40% de lo ganado se reinvierte. Eso es una señal de confianza que hoy en el mundo no existe y Uruguay la tiene”, remarcó Lacalle Pou.

Evolución

Márquez consideró que las exportaciones son “el verdadero motor de la economía uruguaya”, además de significar empleos de calidad (en especial en las zonas francas).

En 1973, las exportaciones de Uruguay ascendieron a unos US$ 321 millones (lo que hoy serían unos US$ 4.500 millones) y actualmente alcanzan los US$ 14.000 millones; es decir, prácticamente se triplicaron. Además de ese crecimiento, las exportaciones se diversificaron pasando “de la carne, lana y cuero” a “la soja, la celulosa y el software”, remarcó.

Otro frente de evolución han sido sus destinos. Hace 50 años, Argentina y Brasil tenían un rol protagónico y hoy la oferta de productos y servicios alcanza 170 países, afirmó Márquez.

“Seguiremos en la búsqueda y profundización de nuevos mercados”, concluyó.

Iglesias: “Terminó el período más brillante de la humanidad”

La participación del expresidente del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) Enrique Iglesias, como invitado especial al evento de la UEU, fue corta pero contundente.

Con la visión que lo caracteriza, Iglesias utilizó palabras suaves para definir una realidad preocupante que se avecina: observó que el mundo había vivido un “período brillante” de la humanidad entre los años 1945 y 2020 (con crecimiento de la población y extensión del comercio entre los países y de las relaciones internacionales), pero ese período “terminó”.

Ahora el mundo entró en una crisis del hemisferio occidental, bajo la influencia de nuevas fuerzas y poderes. Vivimos tiempos de guerras, de enfrentamientos, de otro tipo de riesgos. En ese sentido, Iglesias destacó la importancia de “seguir hablando, negociando y entendiéndonos”.

Reconoció que América Latina había “perdido el tren de la historia”, que se había quedado atrás, pero señaló que es una región que tiene mucho para ofrecer, como sus riquezas naturales, entre ellos, el hidrógeno verde que se puede producir. “La región puede ofrecer un rol importante (al mundo) para proteger el ambiente”, afirmó.

Su mensaje fue que América Latina debería también defender más sus valores potenciales de libertad, progreso y solidaridad internacional y que habría que aportar más a ellos, que no existen en otras partes.

Iglesias también tuvo palabras para reconocer la trayectoria de Teresa Aishemberg, “por lo que hizo de la exportación uruguaya de la que fui testigo”.

Mercosur

Sobre el comercio internacional, luego del evento, el secretario de la Presidencia, Álvaro Delgado, dijo a periodistas que Uruguay seguirá negociando con el objetivo de concretar la firma del acuerdo Unión Europea (UE)-Mercosur, sin que corra ningún plazo. Esto en relación a las declaraciones de Paraguay de que el Mercosur se retiraría de las negociaciones con la UE en caso de no alcanzarse dicho acuerdo en octubre.

El adiós de Teresa Aishemberg tras 50 años

Luego de cinco décadas como secretaria ejecutiva de la UEU, Teresa Aishemberg se retira. Fue calificada como una persona con carácter de “fiereza”, “intensa”. La vicepresidenta Beatriz Argimón la destacó como una “líder que supo abrirle camino a otras mujeres”. Y en un video sobre su trayectoria, los expresidentes Julio María Sanguinetti, Luis Alberto Lacalle Herrera y José Mujica elogiaron su tenacidad. Al final del evento, ella misma explicó que en la UEU “queda un equipazo con futuro”.