Uno de los afectados por consumir clerén en el sector Brisas del Este, en Santo Domingo Este, contó este miércoles que tanto él, como otros, estaban acostumbrado a ingerir dicha bebida alcohólica artesanal, que ha ocasionado la muerte de seis personas en ese lugar.

El hombre, identificado como Junior, explicó a los medios de comunicación que él, junto a otras personas, y a la mañana del martes presentaron distintos malestares.

Dijo que estuvo en un centro de salud donde le colocaron una solución "para limpiarle la sangre" y solo le recomendaron, al regresar a su casa, que esté tranquilo y acostado.

Una mujer identificada como Clara, que se identificó como su tía, corroboró la información de que las personas estaban acostumbradas a consumir todos los días clerén.

Contó que al principio, exhortó a su sobrino ir al médico, pero este se negó ir y le externó que solo tenía sueño. Junior reveló que sentía problemas de visión y sus piernas adormecidas.

En entrevista por CDN 37, dijo que se comenta en el sector que el alcohol comprado el lunes estaba mezclado con orina de ratón.