logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo logo
star Bookmark: Tag Tag Tag Tag Tag
Colombia

Listo plan contra crisis de los sistemas de transporte masivo

Ante las dificultades financieras y de operación que tienen varios sistemas de transporte masivo del país, el Gobierno ya tiene listo un plan para aliviar su situación.

Este diario pudo establecer que para este año, los aportes de la Nación para ese rubro son por más de $217.000 millones, los cuales estarán distribuidos entre los sistemas de Bucaramanga, Cartagena y Medellín, con $117.000 millones, y los de Armenia, Montería, Pasto, Santa Marta, Sincelejo, Valledupar, Popayán y Neiva, con el resto del dinero.

(Cae demanda de pasajeros en el transporte masivo del país). 

Para el caso de los Sistemas Integrados de Transporte Masivo (SITM), que son para zonas de más de 600.000 habitantes, estos tienen una inversión a la fecha de más de $9,6 billones, de los cuales se ha desembolsado el 90%, según el Ministerio de Transporte.

En los Sistemas Estratégicos de Transporte Público (SETP), que son para ciudades intermedias de entre 250.000 y 600.000 habitantes, hay aportes de la Nación por más de $1,7 billones, de los cuales se ha desembolsado un poco más de la mitad (54%).


Aunque las inversiones para este año buscan, entre otras cosas, adecuar mejor las rutas, hacer trabajos en la semaforización y construir estaciones, en los sistemas de transporte persisten varios problemas estructurales, los cuales buscan solucionar a través del Plan Nacional de Desarrollo (PND), que avanza en su discusión en el Congreso de la República.

Para José Stalin Rojas, director del Observatorio de logística y movilidad del Centro de Investigaciones para el Desarrollo de la Universidad Nacional de Colombia, uno de los problemas que tienen los sistemas de transporte en el país, como se ha acentuado en Bogotá en los últimos años, es el de la evasión.

“La falta de pago afecta las finanzas de los operadores y ese porcentaje de evasión tiene que ser incorporado en las estimaciones de la demanda que hacen las empresas, con el fin de garantizar la estabilidad financiera del sistema”, explicó.



(Alistan reingeniería para los sistemas de transporte masivo). 

Una muestra de eso es el caso de Bogotá. Aunque no se sabe con certeza cuántos ‘colados’ tiene TransMilenio, se estima que la cifra asciende a las 200.000 personas diarias, de los 2,5 millones de viajeros que se mueven por este medio cada día.

De hecho, esa es una de las razones que tiene a algunos operadores del Sistema Integrado de Transporte de Bogotá (SITP) funcionando bajo la Ley 1116, o ley de insolvencia, que busca salvar a las empresas con problemas financieros.

Según datos de la Superintendencia de Sociedades, las empresas Coobus y Egobus están en liquidación; y la Organización Suma, Masivo Capital y Tranzit están en reoganización. Todas las anteriores pertenecen al SITP.

Y para el caso del sistema de transporte de Cali, el consorcio GIT Masivo, que pertenece al MIO, está en reorganización.

Para ese último caso, el Ministerio de Transporte explicó que se suscribió la renegociación de contratos de concesión para la sostenibilidad del sistema, lo que fue pactado el año pasado por los cuatro operadores.

Además, implementó un plan para buscar fuentes alternativas de financiación de la operación, que incluye pagos por congestión, publicidad exterior, cobros por estacionamiento en la vía, entre otros.

De hecho, Rojas destacó que ese es uno de los modelos que ha mostrado ser un ejemplo de recuperación financiera. “Conocemos que en Cali está caminando en la dirección correcta al hacer un ajuste en los términos de contratación y en la renovación de la flota”.

Precisamente, dicho sistema compró una flota eléctrica de 52 buses, que entrarán en operación en el primer semestre de este año.



LOS PUNTOS DEL PND

Ante las preocupaciones de los sistemas de transporte, que incluye evasión, la poca rentabilidad de los contratos e, incluso, la baja calidad de los viajes, en el PND se proponen unas salidas. Uno de los puntos tiene que ver con el diseño de Planes Maestros de Movilidad como factor determinante en el ordenamiento del territorio y la planeación urbana, lo que implicaría la participación de la Nación y de las regiones.

Para el caso del estado de los vehículos, en el PND se contempla la posibilidad de que la Nación pueda cofinanciar la flota nueva, que cuente con estándares de cero y bajas emisiones.

“Eso permitirá incorporar elementos para facilitar la accesibilidad para población en condición de discapacidad”, manifestó el Ministerio de Transporte.

Además, le darían mayor autonomía a las regiones para que puedan aprobar la estructura técnica y legal de los nuevos sistemas de transporte.

Y para el caso de la falta de rentabilidad de los servicios, los municipios, distritos y departamentos podrían utilizar hasta el 60% de los recursos provenientes de las multas de tránsito, que según dijo la ministra de Transporte en día pasados, Ángela María Orozco, las deudas de los colombianos en ese rubro son de aproximadamente $5,2 billones.

Ante los puntos incluidos en el PND, el director del Observatorio de Movilidad de la U. Nacional sostuvo que es clave que se fijen unas metas para la reducción de la evasión. “Los artículos del PND no se concentran en eso y creemos que eso es parte importante de hacer más sostenibles esos modelos de negocio”, añadió.

Asimismo, sugirió que los niveles de satisfacción de los usuarios deben estar contemplados en los contratos de los operadores, con el fin de reducir mucho más el número de colados.



María Camila González Olarte
marola@eltiempo.com

Themes
ICO