Nicaragua

Con Dennis… ¿sería posible otro juego perfecto?

I

¿Se imaginan cuál sería ese otro juego? Pienso que sí, que todos lo imaginan.  En nuestro país, quienes piensan libres de prejuicios, reconocen que no faltan mujeres ni hombres con las cualidades idóneas para cualquier cargo público. Y todos sabemos que Dennis Martínez es un nicaragüense singular. Su imagen personal cuenta con las simpatías de amplios sectores sociales como héroe deportivo, y también como persona.

Los buenos políticos y los caudillos no nacen. Ambos se hacen con la práctica en la política. Dennis podría ser una atrayente figura pública como candidato, si junto a él se desempeñaran los mejores políticos con que cuenta la oposición. Sería el mejor candidato para presidente que la oposición pudiera tener, con pocas dudas de ser objeto del rechazo popular mayoritario.

Aunque la sugerencia parezca extemporánea y hasta inoportuna por la situación que atraviesa el país, recordemos que la política dictatorial no se detiene, la cual opera hasta en las peores situaciones, como la que estamos viviendo. Y actúa para sacar provecho de la tragedia, no cesa la represión ni deja de hostigar, mantiene el permanente estado de sitio ilegal en contra de los opositores, y en contra del periodismo independiente.

En esas condiciones, ¿es conveniente el adormecimiento político opositor? Lo dirigentes de la oposición tienen la palabra. Pero les dejo la opinión de todos los Edgar Tijerino, de aquí y de allá: la mayor posibilidad de triunfo para un equipo, está en el buen pitcheo. Y si se lograran buenas condiciones climáticas, con jueces honestos y con el estadio limpio, ¿quién mejor candidato para pitcher que Dennis Martínez?

No habría ninguna posibilidad de ganar el juego, si el pitcher se escogiera hasta en el momento de iniciar el juego y sin previo calentamiento. Jugar con un lanzador improvisado, es segura derrota. Y si para el juego electoral del 2021 no se dieran las buenas condiciones exigidas para jugar en terreno limpio, pues el pitcher seguiría calentando el brazo y entrenando con su equipo.

II

Trataré de justificar la sugerencia. Casi no hay quien, sin ser fanático, no le guste el béisbol. Es raro quien de chavalo no jugara béisbol, aunque fuera con bola de trapo y guante de lona. Y casi ningún nicaragüense desconoce el juego perfecto de Dennis Martínez, lo máximo a que puede aspirar un pitcher de béisbol en ligas de cualquier nivel.  Hay muchos no fanatizados –a los que me sumo—, para quienes carece de importancia que ese juego se hubiese realizado en las grandes ligas del negocio beisbolero. Lo que cuenta es que el compatriota llegó con ese juego a la cúspide del éxito, goza de fama por ello y se le admira.

Todos recordamos que, a partir del 18 de abril del 2018, la imagen de Dennis Martínez creció a la vista del pueblo por ser solidario con su causa.  Dennis se sumó al reclamo popular de justicia, libertad y por la necesidad del cambio político en donde el gobierno no siembre el dolor hostigando, encarcelando y asesinando a sus oponentes.

Su honestidad se sobrepuso a cualquier vanidad, pues ignoró el halago de quienes bautizaron con su nombre al nuevo Estadio Nacional de Béisbol, pero él condenó a esos mismos políticos que bautizaron el estadio con su nombre, ordenaron para desde allí sus guardias asesinaran a los jóvenes manifestantes del Día de las Madres (30/05/2018).  Y sin vacilar, él ha seguido condenando esos crímenes y a sus autores.

Dennis Martínez es creyente, y confiesa que a su religiosidad le debe el haber corregido errores en su vida y de convertirse en un hombre de sana conducta.  Dennis, de humilde origen familiar, ahora tiene la familia por él formada en bienestar con lo se ha ganado honestamente.  Nadie puede juzgar su fe en ningún sentido, porque creer o no, es un inalienable derecho humano. Mi sugerencia está libre de prejuicios. Hay quienes se dicen creyentes, pero delinquen de todas formas, y no respetan los derechos ni la vida de nadie.

III

Siendo necesaria la búsqueda de valores ciudadanos que se incorporen y dispongan su valía personal a favor de la causa de la liberación frente a la dictadura, siempre será posible encontrar a tales personajes, mujeres y hombres.  Cualquiera que tenga esos valores, aparte de su origen social y creencias, merecerá ganarse el respeto de sus compatriotas.

A todo lo dicho, debe sumarse el interés por el futuro del país, ser capaz de comprometerse con la lucha por los derechos humanos y sociales del pueblo, su derecho a una vida democrática. Pregunto: ¿no sería Dennis Martínez, el nicaragüense idóneo para candidato a presidente de todos, y no solo “el presidente” de los aficionados al béisbol?

La respuesta la darían los nicaragüenses y, antes que todos, Dennis Martínez.  Él, ha venido expresando en sus artículos semanales en el diario La Prensa, ideas concernientes al necesario actuar en unidad, coordinación y honestidad en la familia, en el juego y en la sociedad, haciendo perfecta analogía con la política frente a la dictadura. En el siguiente párrafo de su artículo del lunes 16/11/20, lo confirma:

Para conseguir un nuevo país se necesita a todas las personas dispuestas a colaborar. Se necesitan titulares, suplentes, relevistas y abridores. Así se ganan los campeonatos, no con el individualismo, el exhibicionismo por querer ser ungidos o líder de un grupo.   

Además de sus méritos personales, Dennis tiene claridad política sin ser un político profesional y sabe jugar en equipo.  Entonces, ¿por qué no aprovechar sus cualidades?

Al margen de estas cuartillas

*Parece innecesario hacer comparaciones con los presidentes habidos en nuestra historia para sacar conclusiones favorables a Martínez, pero las haré con tres ejemplos que nadie deberá repetir:

*1) antes de que se creara la institución de la presidencia de la República, había jefes del Estado que padecían complejos de inferioridad y sumisión. Norberto Ramírez, inició la práctica del servilismo y la entrega. Las siguientes palabras dichas en 1849 ante Ephraim George Squier (1821-1888), encargado de negocios de los Estados Unidos, lo dicen todo:

“Hace mucho tiempo Nicaragua sentía necesidad de abrigarse bajo el esclarecido pabellón de Norte América; pero no había llegado la hora en que el Arbitro de las Naciones debía levantarnos a tan alto grado de dicha y prosperidad.  Antes de despachar una delegación cerca del Ministro de los Estados Unidos en Guatemala, y aun antes de haber firmado con el Doctor Brown (ciudadano de vuestra república) un tratado para la construcción de un canal, ya habíamos hecho algunas gestiones ante el Gobierno americano tendente a su realización; el resultado, sin embargo, no llenó nuestras esperanzas.  Pero ahora sí veo todos los elementos de un futuro feliz ante nosotros; existe buena fe de parte del Gobierno que presido; los más amistosos sentimientos para con la América del Norte satura todo corazón nicaragüense, y tenemos las promesas de apoyo y simpatía del Gobierno americano.”

(Publicado por Squier, en su libro Nicaragua. Sus gentes y paisajes, página 164).

*2) Pasaron 65 años para que Adolfo Díaz y Emiliano Chamorro recogieran el entreguismo de Ramírez, y renovaran el deseo ilusorio de “un futuro feliz” que esperaban de otro gobierno “americano”, pero solo llegaron sus Marines armados, y canalizaron la ruta hacia el poder de futuros traidores.

*3) En 2013, Daniel Ortega suscribió con el espíritu del discurso de Norberto Ramírez, Adolfo Díaz y Emiliano Chamorro, el tratado canalero con el millonario chino Wang Jing.  No lo hizo ante el delegado de ningún gobierno “americano” y solo cambió de orientación geográfica.  Su acto entreguista fue firmado a los 99 años del tratado Chamorro-Bryan (1914).  De hecho, un homenaje a la casi centenaria traición conservadora.

*Dennis confiesa apoliticidad. Pero sabe que el ciudadano nunca deja de ser un ser político, porque vivir en sociedad, sentir con ella y pensar en su bien, es una posición política, de la buena, y él la tiene.

* Dennis, lo sabe y lo critica: los principales problemas en nuestra historia los han creado los presidentes que nos han impuesto, o los que en mala hora hemos permitido, y difícilmente se encontrará a uno que no se haya lucrado del poder, sin contar otros vicios.

Ya vemos, la historia obliga a los nicaragüenses a no continuar con infamias similares.  Nos queda la convicción de que, con nuestra lucha, las mentiras se ahogarán junto a las traiciones. Y se perderán en el abismo del tiempo. Amén.

—————-

Football news:

Griezmann has scored 5 goals in the last 4 finals
Messi went mad: he hit his opponent on the head and got his first red card for Barca (753 matches!)
Barcelona screwed up. We did not defend well, no one suggested to each other. Griezmann on 2:3 with Athletic
Messi hit Villalibre on the back of the head and received the first red card in 753 matches in Barca
Conte on 2:0 with Juve: Inter learned to feel the blood and kill the game
Vidal about 2:0 with Juve: Inter beat the best team in Italy. We believe that we can win the Scudetto
Pirlo about 0:2 with Inter: Juve could not have played worse, the team just did not come out on the field